Gracias a las redes y servicios Eco Smart, la compañía está teniendo un rol muy importante para luchar contra la emergencia climática a través de su objetivo de lograr cero emisiones netas al año 2025. La empresa lleva más de una década ayudando a construir una sociedad más sostenible.
Telefónica hace un gran aporte para detener el cambio climático

El  Consejero Delegado de Telefónica, Ángel Vilá, ha inaugurado el pasado martes 17 de noviembre el 11º Workshop Global de Energía y Cambio Climático organizado por la compañía de telecomunicaciones. En su discurso, ha hecho hincapié en el anuncio de Telefónica de adelantar su objetivo de cero emisiones netas al año 2025, con lo que redobla su compromiso con la sostenibilidad al ir más allá de lo establecido en el Acuerdo de París.

 Ángel Vilá afirmó que “Somos parte de la solución a la emergencia climática apoyándonos en nuestras redes y servicios Eco Smart”. Además, recordó que Telefónica lleva más de una década ayudando a construir una sociedad más sostenible y es pionera en abordar la transición energética y la transformación digital. En este sentido, ha repasado los logros que Telefónica está cosechando en favor de un mundo más sostenible. Ha resaltado que la compañía ha reducido a la mitad las emisiones de carbono desde 2015, que el consumo de electricidad procede 100% de fuentes renovables en los principales mercados del grupo (España, Brasil, Alemania y Reino Unido), que Telefónica fue la primera empresa de telecomunicaciones en emitir un bono verde o que sólo en 2019 ayudó a sus clientes a evitar 3,2 millones de toneladas de carbono con sus servicios Eco Smart en todo el mundo.

Vilá ha precisado que la digitalización es sinónimo de crecimiento, empleo de calidad, sostenibilidad e inclusión. En concreto, la aportación de la digitalización al Producto Interior Bruto (PIB) podría suponer entre 1,5 y 2,5 puntos porcentuales anuales para el año 2025. Un segmento que puede resultar especialmente favorecido es el de las pymes, que pueden beneficiarse de las soluciones Eco Smart para reducir su consumo de energía o de agua y sus emisiones de CO2 e impulsar la economía circular. Para el año 2025, los clientes de Telefónica evitarán la emisión de cinco millones de toneladas de CO2 al año en los cuatro mercados principales en los que opera.

Asimismo, ha considerado “esencial” poner los criterios medioambientales en el centro. “En nuestro caso, esto significa considerarlos en el diseño de las redes, en los productos que desarrollamos, en cada compra, en cada inversión”, ha reconocido. Telefónica también está en camino de apagar las redes 2G y 3G y ser líderes en la implementación de 5G. Estos avances se traducen en ventajas considerables. “La fibra es un 85% más eficiente en términos de energía que el cobre y esta eficiencia es aún mayor con 5G. Además, los beneficios del 5G van más allá de la eficiencia. Es capaz de crear valor social en 11 de los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible de las Naciones Unidas. Telefónica quiere aprovechar este poder llevándolo a todos los rincones, zonas rurales o ciudades, PYMES y grandes empresas, para que el futuro digital se traduzca en oportunidades para todos”, ha expuesto Vilá.

En la última década, la compañía ha implementado 1.050 proyectos de eficiencia energética que han supuesto un ahorro acumulado de 760 millones de euros. Y su nuevo compromiso es disminuir el 90% su consumo de energía por unidad de tráfico (MWh/PB) para 2025. Esta propuesta es clave para alcanzar el objetivo de cero emisiones ese mismo año. Para reducir al máximo su huella de carbono seguirá apostando por la energía renovable y “neutralizará” el resto de las emisiones con proyectos de absorción de CO2, preferentemente basados en la naturaleza, que cuenten con los certificados más confiables y con un valor añadido (generación de empleo y biodiversidad).

¡Comparte este contenido en redes!

Síguenos

Síguenos en Twitter Síguenos en Facebook
Top