polución

La vicepresidenta y ministra para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, Teresa Ribera, ha inaugurado el III Foro de Aire Limpio de la Unión Europea junto con el vicepresidente ejecutivo de la Comisión Europea, Frans Timmermans. Durante su intervención llamó a implementar sin demora soluciones eficientes para mejorar la calidad del aire en Europa.
Ver noticia
El Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA) ha publicado un informe en el cual advierte que uno de cada tres países del mundo no tiene políticas que protejan el aire. Además, quienes si cuentan con leyes no las implementan del todo bien.
Ver noticia
La capital se encuentra a la cabeza del ranking de ciudades, publicado el día de ayer 20 de enero, por El Instituto de Salud Global que cuantifica la mortalidad vinculada al dióxido de nitrógeno. Barcelona ocupa la sexta posición del listado de la investigación realizada a partir de los datos de 858 ciudades.
Ver noticia
Mucho se ha dicho sobre los efectos de la pandemia sobre el planeta. Desde los informes más optimistas que afirman que el confinamiento ha logrado disminuir el consumo, hasta los más pesimistas que sostienen que nada positivo puede emerger de esta situación. Un reciente informe de la Agencia Europea del Medio Ambiente (AEMA) propone una mirada más equilibrada, en la cual subraya que ha habido consecuencias negativas como el aumento de la utilización de plásticos de un solo uso, pero también positivas como algunas mejoras temporales en la calidad del aire.
Ver noticia
Hoy se celebra el primer día internacional del aire limpio.El aire es lo más básico y vital que tenemos cada día en nuestra vida, sin embargo, muchas veces no lo cuidamos. La contaminación atmosférica es el mayor riesgo ambiental para la salud humana y una de las principales causas evitables de muerte y enfermedad en todo el mundo.
Ver noticia
La mitad de la población mundial está expuesta a contaminación del aire. La Organización Mundial de la Salud (OMS) estima que 4,2 millones de muertes anuales pueden atribuirse a la contaminación del aire exterior. Una reciente investigación publicada en Climate and Atmospheric Science's, indica que la mayoría de la población mundial sufre niveles de contaminación atmosférica sustancialmente superiores a las Directrices de la OMS sobre la calidad del aire.
Ver noticia

Síguenos

Síguenos en Twitter Síguenos en Facebook
Top