España se encuentra entre las primeras posiciones de un ranking negativo
Desigualdad social para miopes

 

En materia de desigualdad social, las alarmas están sonando y parece ser que nuestros gobernantes, generalmente miopes, no hacen mucho para resolver el problema.

La desigualdad social está creciendo a un ritmo preocupante.  Es un grave problema actual, pero aún más a medio y largo plazo. España, ay, está otra vez en las primeras posiciones de un ranking negativo.

Estamos acostumbrados a delegar en nuestros gobernantes la gestión de las políticas relacionadas con el bienestar de la población.  Es lógico porque para eso (entre otras cosas) les hemos votado.  Es lógico, pero es ineficiente:  tenemos demasiadas pruebas de que los gobernantes se centran únicamente en el corto plazo, y muy especialmente en todo lo relacionado con resultados económicos a corto plazo.

Creo que debemos exigir a nuestros gobernantes una visión a medio plazo y sobre todo más amplia, no solo centrada en los intereses económicos.  Una visión que se base en la ética y en los  valores que debe tener cualquier sociedad avanzada, como el respeto a las personas y a la vida en general.

Y creo también que nosotros, como sociedad, podemos hacer mucho sin esperar a las decisiones de los gobernantes.  La sociedad está formada por múltiples subsistemas, cada uno de los cuales tiene posibilidades de aportar su granito de arena para el beneficio del conjunto.

Éste es el caso de la empresa. Es evidente que se ve afectada por la legislación vigente en cada momento, pero se pueden hacer muchas cosas por encima del marco legal sin incrementar los costes.

Si echamos un vistazo a los ODS (Objetivos de Desarrollo Sostenible) veremos que la empresa puede trabajar en pro de prácticamente todos ellos, y muy especialmente en los siguientes:

  • #1(pobreza): un buen proceso de reclutamiento junto con un buen plan de integración pueden ayudar a mitigar la pobreza, puesto que el estatus social de las personas postulantes  no tiene por qué ser óbice para optar a la posición ofrecida.  Establecer ciertos criterios de discriminación positiva puede ayudar a conseguir mayor implicación por parte de las personas recién contratadas y más orgullo de pertenencia por parte de la plantilla.  

  • #5 (igualdad de género):  es un tema recurrente y todavía no resuelto, aunque se va avanzando.  Las empresas que cuentan con un buen plan de igualdad (digo bueno, no solo cumplir la ley) optan a un mejor posicionamiento en el mercado gracias a su mejor imagen corporativa.

  • #8 (trabajo decente): el término "decente" tiene muchas acepciones, pero en el caso de la empresa podríamos entender que se refiere a que la persona sea tratada con la dignidad necesaria:  desde aspectos cuantitativos (salario adecuado a la contraprestación, ergonomía adecuada a la actividad, etc.) como cualitativos (salud garantizada, trato digno, posibilidades de formación y crecimiento, etc.). Una empresa gestionada mediante valores ofrece un trabajo decente y consigue fidelizar a sus empleados y ascender en la lista de las mejores empresas para trabajar.

  • #10 (reducción de la desigualdad):trabajar los puntos anteriores con visión estratégica es un buen planteamiento para reducir la desigualdad en múltiples facetas.  Y todo ello sin costes adicionales de gestión y con repercusión favorable en el balance económico.

Opino que la clave está en que cada uno de nosotros - desde nuestro entorno personal, profesional y social - reflexione sobre qué puede hacer para ayudar a que las empresas avancen en la implantación de los ODS… y se ponga en marcha para conseguirlo.  Será una tarea muy gratificante, muy relacionada con la Responsabilidad Social y muy positiva para esta sociedad que nos ha tocado vivir.  Vamos a mejorarla entre todos, ¿te animas?

¿Te ha gustado el artículo?

6 No me ha gustado 2

Tu opinión es importante... ¡dejanos tus comentarios!

Top