El pasado miércoles 23 de junio, se informó acerca de la adjudicación de la mayor dotación presupuestaria de todo el marco financiero para 2021-2027. Se trata de tres nuevos fondos europeos que tendrán especial atención a la acción por el clima, los programas sociales y el desarrollo urbano sostenible. Asimismo, estos se centrarán en ejecutar medidas de apoyo a la recuperación de la pandemia de COVID-19.
El Parlamento Europeo aprobó tres nuevos fondos verdes para el desarrollo y la cooperación regional

Los fondos verdes son, afortunadamente, una alternativa cada vez más popular dentro de la Unión Europea. En esta línea, las y los legisladores europeos han alcanzado acuerdos políticos sobre el Fondo Europeo de Desarrollo Regional y el Fondo de Cohesión, objetivo de cooperación territorial europea (Interreg), y las Reglamento sobre Disposiciones Comunes en diciembre de 2020. La Comisión de Desarrollo Regional aprobó los acuerdos en diciembre y marzo, preparando así el terreno para que el Consejo pudiera adoptar sus nuevas posiciones.

En este contexto, el pasado miércoles 23 de junio, El Parlamento Europeo aprobó tres nuevos fondos verdes para el desarrollo y la cooperación regional.  Se trata del “paquete de cohesión”, que está compuesto por el Interreg, el Fondo Europeo de Desarrollo Regional y el Fondo de Cohesión y el Reglamento sobre Disposiciones Comunes, un conjunto de normas por las que se regirán los fondos regionales, de cohesión y sociales de la UE durante los próximos siete años.

Así, con un presupuesto de 243.000 millones de euros, que suponen en torno a la cuarta parte del presupuesto de la UE para 2021-2027, el nuevo Fondo Regional y de Cohesión integrado es el mayor instrumento de inversión de la Unión.

Según el nuevo Reglamento sobre Disposiciones Comunes, tanto Interreg como el Fondo Regional y de Cohesión tendrán que destinar al menos el 30% de sus recursos a la acción por el clima, la economía circular y las inversiones en crecimiento sostenible y creación de empleo.  Asimismo, y de cara a la reconstrucción post pandemia, estos también incluyen medidas específicas para las pymes y las regiones ultraperiféricas.

Dentro de los esfuerzos para la recuperación de la pandemia de COVID-19, también apoyará la cultura, el turismo sostenible, la digitalización y el refuerzo del sistema de salud pública. Las inversiones en energía nuclear o combustibles fósiles no podrán optar a las ayudas, con excepción de los proyectos de gas natural para sustituir al carbón, pero solo hasta el 31 de diciembre de 2025.

Cabe destacar que Interreg se centrará en brindar apoyo a proyectos transfronterizos y cooperación en las regiones vecinas de la Unión.  En este sentido, a la cooperación territorial europea se dedicarán 8.050 millones de euros para el período 2021-2027. El 72,2% de estos recursos irán a la cooperación transfronteriza, en tanto que la cooperación transnacional, interregional y de las regiones ultraperiféricas recibirán el 18,2%, el 6,1% y el 3,5%, respectivamente. Hasta el 20% de los fondos de un programa Interreg podrán destinarse a proyectos pequeños.

Para poder recibir fondos europeos, los países tendrán que respetar la Carta de los Derechos Fundamentales de la UE, los Objetivos de Desarrollo Sostenible de las Naciones Unidas y el Acuerdo de París sobre el Clima, promover la igualdad de género y luchar contra la discriminación.

¡Comparte este contenido en redes!

Síguenos

Síguenos en Twitter Síguenos en Facebook
Top