La compañía ha sumado a su flota de vehículos dos camiones que funcionan con gas natural licuado (GNL). Esta iniciativa refuerza el compromiso de CEMEX con la eficiencia, el medio ambiente y con la reducción de emisiones de CO2. Esta medida se suma a los Megatrucks que se integraron a la flota hace un año y que permiten hacer más sostenibles los trayectos por su amplia capacidad para transportar material.
CEMEX incorpora camiones de gas natural para reducir emisiones de carbono

Consecuente con su política de sostenibilidad y en su constante apuesta por reducir las emisiones de CO2 a la atmósfera, CEMEX, acaba de incorporar a su flota de vehículos dos camiones que funcionan con gas natural licuado (GNL). Estos vehículos, más sostenibles, utilizan un combustible que representa una alternativa al diésel, ya que genera un nivel inferior de emisiones a la atmósfera. Aunque la mayor parte de vehículos que circulan por nuestras carreteras siguen utilizando carburantes fósiles, este tipo de vehículos se está abriendo paso poco a poco en diferentes sectores, incluido el industrial.

Víctor Tascón, director de Supply Chain, explicó que: “nuestro objetivo en CEMEX es hacer nuestra flota de vehículos más sostenible y eficiente, contribuyendo desde esta área de negocio a la estrategia de descarbonización de la compañía, una iniciativa trasversal para toda la empresa”. Con esta iniciativa, CEMEX incorpora prácticas sostenibles que se suman a la fabricación de productos bajos en emisiones de CO2 y a procesos de producción de menor impacto en el medioambiente.  “Está demostrado -añade Tascón- que a largo plazo los motores que utilizan GNL tienen una vida útil más prolongada y mayor tasa de rendimiento por kilómetro, lo que los hace a su vez una opción más eficiente”.

Siguiendo esta misma estrategia, la compañía también incorporó el año pasado a su flota cuatro Megatrucks que reemplazaron dos camiones tradicionales ahorrando así el consumo de más de 10.000 litros de diésel por mes y sus consiguientes emisiones. Estos cuatro camiones hacen hoy el trabajo que antes realizaban siete camiones.

Los dos nuevos camiones se unen a la actual flota de transporte terrestre de CEMEX, formada por casi 500 vehículos. Ambos camiones recorrerán más de 12.000 km al mes, realizando rutas estratégicas para la compañía en el territorio nacional, tanto abasteciendo a clientes como haciendo acopio de suministros para la fabricación de cemento.

¡Comparte este contenido en redes!

Síguenos

Síguenos en Twitter Síguenos en Facebook
Top