Vulnerabilidad y derechos

Cada 10 de diciembre se celebra en el mundo el Día Internacional de los Derechos Humanos, día en que, en 1948, la Asamblea General de las Naciones Unidas adoptó la Declaración Universal de los Derechos Humanos. Con motivo de esta celebración, desde la Fundación Fernando Pombo compartimos hoy nuestro enfoque para salvaguardar esos derechos. Considerando cuáles son los Derechos Humanos reconocidos en la Declaración Universal, quizá podríamos decir que nuestro trabajo pretende contribuir principalmente a garantizar el acceso de “toda persona a un recurso efectivo ante los tribunales nacionales competentes, que la ampare contra actos que violen sus derechos fundamentales reconocidos por la constitución o por la ley” (art. 8 de la Declaración Universal).

Desde nuestra fundación intentamos acercar el conocimiento de sus derechos a las personas en situación vulnerable, para que pueda ejercitarlos con seguridad, ya sea ante los tribunales si fuera el caso, o simplemente para vivir con certezas, conociendo las reglas que se aplican a su situación en ese momento de sus vidas.

Para ello estamos desarrollado iniciativas para mejorar el acceso a derechos de los adolescentes que sufren violencia por medios digitales, tan frecuente en nuestros días. El ciberacoso, la difusión ilegitima de datos, imágenes o vídeos sensibles, o las amenazas, el chantaje y las coacciones por medios digitales, constituyen en la actualidad un problema global con una prevalencia al alza en la infancia y la adolescencia. Según las Naciones Unidas, el 73 % de las mujeres y niñas del mundo han estado expuestas o han experimentado algún tipo de violencia en línea. Para hacer frente a esta compleja realidad, hemos publicado la guía práctica “Violencia de género por medios digitales en la adolescencia. Dudas legales más frecuentes” (en colaboración con abogados pro bono de Gómez-Acebo & Pombo y la Fundación Luz Casanova) y el folleto informativo “No lo elimines ¡denúncialo!” (en colaboración con la Clínica Jurídica de la Universidad Carlos III de Madrid y también la Fundación Luz Casanova).

La guía práctica intenta dar respuesta a las dudas jurídicas habituales de los adolescentes, sus familias y las entidades sociales, como por ejemplo, qué comportamientos son constitutivos de delito en el entorno digital y cuáles no, cómo puede probarse el qué y el cómo, qué es una prueba digital, qué ocurre después de la denuncia, cómo es el procedimiento o dónde acudir para obtener asesoramiento. Por su parte, el folleto informativo intenta explicar qué conductas en las redes pueden ser delictivas, para generar confianza y animar a ejercer los derechos que en los entornos digitales a veces quedan ocultos.

También hemos intentado acercar a las personas otros derechos algo complejos de ejercitar que tienen que ver con las situaciones de exclusión. Uno de los casos es el acceso a la ley de segunda oportunidad a las personas en situación vulnerable. Hemos visto que muchas personas tienen muy difícil salir de la exclusión social por sus deudas, muchas veces acumuladas por decisiones complejas, créditos difíciles de asumir y pagos, en general, que arrastran durante años y que les impiden reconducir su situación. El acceso a la posibilidad de acogerse a la ley de segunda oportunidad puede cambiar sus vidas, pero es un proceso muy complejo, que precisa de un conocimiento jurídico experto. En este marco, hemos desarrollado el proyecto “Segunda Oportunidad”, una iniciativa vigente desde 2015, cuyo objetivo es contribuir a mejorar la vida de personas desfavorecidas que se encuentran, además, en situación de “sobreendeudamiento”. Para ello, venimos analizando, en colaboración con entidades sociales, casos reales de víctimas de violencia de género, víctimas de trata y otras personas en situación de vulnerabilidad que, además, estaban “sobreendeudadas”, y que nos hicieron pensar en la necesidad de elaborar una guía práctica para explicar de manera sencilla y accesible esta solución legal, cuya primera edición fue publicada en el año 2017 y que acabamos de reeditar bajo el título “Posibles aplicaciones de la Ley de Segunda Oportunidad a personas en situación vulnerable”. En este documento, elaborado por abogados pro bono de Gómez-Acebo & Pombo, se aportan ejemplos que permiten a las entidades sociales identificar a los posibles beneficiarios de este mecanismo de segunda oportunidad y apoyarles en todo el proceso.

Otra situación muy compleja que hemos identificado es el acceso a derechos en situaciones de precariedad, como es el subarriendo de habitaciones. Hemos podido comprobar, principalmente desde el confinamiento, cómo muchas personas subsisten compartiendo habitaciones, pasillos, baños, bajo un régimen legal que en muchas ocasiones es difícil de concretar. Esta falta de claridad sobre el régimen legal del alquiler de habitaciones genera inseguridades para todas las partes, además de la dificultad de acceder a ayudas de alquiler, como hemos visto durante los peores momentos de la pandemia. Viendo esta situación, creamos el proyecto “Subarriendos: subsistiendo en habitaciones” y publicamos con la colaboración de los abogados pro bono de Gómez-Acebo & Pombo y varias entidades sociales la guía: “Subsistiendo en habitaciones. Cuestiones legales en el subarriendo de habitaciones por personas en situación de vulnerabilidad”. Como continuación de este proyecto, creamos con la Clínica Jurídica de la Universidad Autónoma y Cáritas Madrid, un proyecto de colaboración que ha culminado con la elaboración de cinco folletos informativos en los que se tratan aspectos prácticos relacionados con el arrendamiento y subarrendamiento de viviendas y habitaciones. las obligaciones de las partes, el empadronamiento o la tributación, entre otras cuestiones del día a día que pretendemos difundir en el sector social para mejorar el conocimiento sobre esta realidad.

Como meta nos marcamos continuar ayudando a entender y ejercitar derechos a las personas que en un momento de sus vidas, pueden estar en circunstancias difíciles, y que por ello tendrán también complicado incluso el conocimiento pleno de sus derechos, lo que les impide ejercitarlos. Seguiremos en ello el año que viene, trabajando especialmente, además, por otros colectivos que pueden ir viendo cada vez más mermados sus derechos, siendo de especial preocupación para nuestra fundación, la situación de las personas mayores.

Celebramos hoy este día, 73 años después, con el agradecimiento a los que en su momento fueron capaces de concretarlo y llevarlo adelante.

¡Comparte este contenido en redes!

Síguenos

Síguenos en Twitter Síguenos en Facebook
Top