diarioresponsable.com | innovar pixar| ¿Es la capacidad de innovar un atributo de serie o de unos pocos modelos especiales? ¿Existe un caldo de cultivo que fomenta el desarrollo de la innovación en las organizaciones? Pixar cumple 25 años, cuántos cumplo yo entonces, ¿seré demasiado mayor para jugar, para soñar, para innovar?

Si  aceptas que innovar es no copiar, y que la creatividad es la actividad de crear, estarás de acuerdo en que todos tenemos un poco, o un mucho, según lo mires, de ese ingrediente en nuestras vidas, todos tenemos ese "algo" especial en nuestros genes, que se transmite en nuestro cotidiano vivir. Curiosidad que se convirtió en creatividad y en innovación.

Mires por donde mires está presente. En el taco de post-its de la mesa, en el bolígrafo que utilizas, en la grapadora, en la botella de agua, en el vidrio y en el tapón, en la caja del DVD que ven los niños en la tele.

En la más sencilla de las creaciones a tu alrededor, el clip, el lapicero o la goma de borrar la encontrarás.

¿Cómo podemos pensar que es un atributo que adorna a unos pocos?

Para nosotros, definitivamente, es un atributo universal. Organizaciones, equipos y personas que innovan productos, servicios, procesos productivos, modelos de negocio, sistemas de distribución, de marketing, de colaboración, implicando a otros agentes en la cadena de suministro, proveedores y clientes.

Porque no dejamos de crear. Curiosidad innata en nuestro niño interior y afán de mejora del ser adulto que no para, que por algún extraño motivo no puede parar. Investigación formal en universidades, centros de i+d, innovación aplicada en empresas, y por doquier, mires por donde mires, esa capacidad enorme de crear, fruto de nuestra curiosidad natural, y de nuestro no parar.

Un día, hacemos un alto en el camino, nos reunimos un grupo de compañeros y amigas, y nos preguntamos cómo podemos apoyar a nuestras organizaciones clientes a crear y mantener ese caldo de cultivo que hace que todas las personas que forman parte del sistema de la organización se sientan partícipes de la creación, y de los procesos creativos que en ella tienen lugar.

Es tan genérico y tan amplio el tema que a algunas de las personas reunidas, en el afán de centrarlo, de concretarlo, de llegar a la solución correcta, niños mayores convertidos en personas mayores, les cuesta soñar.

Si la vida es sueño, un sueño dentro de un sueño, por qué no, volviendo un rato al niño, bien nos podemos aplicar.

Un niño se introduce en el grupo, y se pone a jugar.

Así lo hemos visto...

Todos creemos, todas creamos, todos soñamos, porque tenemos esa capacidad. Curiosidad, imaginación, creatividad, actividad de crear.

Ayer un clip, un post-it, hoy un nuevo producto o servicio, un post sin it, mañana un acompañamiento a organizaciones generativas, o generadoras de innovación, en su cotidiano soñar, para creer, para crear esa nueva realidad, que algunos, unos pocos, denominan innovar.

Por cierto, algo me dice que me estoy haciendo mayor, y tengo que empezar a pensar como una persona mayor, porque si Pixar cumple 25 años, de visita esta semana santa en Madrid, ¿cuántos cumplo yo?

¿Te ha gustado el artículo?

0 No me ha gustado 0

Tu opinión es importante... ¡dejanos tus comentarios!

Top