Publicado el
La entidad financiera se ha adherido, como miembro fundador, a la plataforma global Carbonplace. A través de esta solución tecnológica, la banca ofrecerá a sus clientes en todo el mundo acceso directo a créditos de carbono para la compensación de sus emisiones.

BBVA es la primera entidad financiera de nuestro país en formar parte de Carbonplace, una plataforma de liquidación de créditos de carbono creada por un grupo de bancos comprometidos con encontrar una solución ‘fintech’ colaborativa para fortalecer el mercado voluntario de créditos de carbono e impulsar así la acción climática a gran escala. Además de BBVA, Carbonplace está promovida por BNP Paribas, CIBC, Itaú Unibanco, National Australia Bank, NatWest Group, Sumitomo, Standard Chartered, y UBS. 

La plataforma, que entrará en funcionamiento a finales de 2022, tiene como objetivo simplificar el acceso a los créditos de carbono para todos aquellos clientes comprometidos con la descarbonización. Se trata de una innovadora plataforma global de transacción de créditos de carbono que permite el intercambio seguro, simple y transparente de créditos de carbono certificados, conforme a reconocidos estándares internacionales. 

Concretamente, la adquisición de créditos de carbono voluntarios, proporcionados por el sector privado y administrados mediante un registro homologado, permite a las empresas y particulares una reducción voluntaria de emisiones de gases de efecto invernadero (GEI). BBVA ve una gran oportunidad en los mercados de carbono y anunciaba recientemente la creación de una nueva línea de negocio de mercados de carbono que ofrece a sus clientes corporativos la posibilidad de negociar derechos de emisión y créditos de carbono.  En estos mercados, BBVA actúa en la consolidación de las emisiones de carbono como activo financiero de inversión en un mercado del que se espera que genere gran valor y como asesor, financiador y emisor de productos de cobertura para las emisiones de carbono como producto financiero. 

Luisa Gómez Bravo, responsable global de Corporate & Investment Banking de BBVA manifestó que: “Los mercados de carbono desempeñan un papel clave para alcanzar los objetivos del Acuerdo de París en 2030 y la neutralidad de carbono antes de 2050. En BBVA consideramos además estos mercados como una línea fundamental en la estrategia de sostenibilidad y una enorme oportunidad de negocio. Al incorporarnos a Carbonplace, podremos ayudar a nuestros clientes a gestionar y mitigar su riesgo climático”.

Por su parte, expertos de Carbonplace afrman que: “El mundo necesita evitar, reducir y eliminar tantos gases de efecto invernadero como sea posible. Llevar a cabo esta enorme transición requerirá todas las herramientas disponibles y los mercados voluntarios de carbono jugarán un papel muy relevante. Una infraestructura resiliente, flexible y moderna que proporcione confianza y transparencia es esencial para el crecimiento y desarrollo del mercado voluntario de carbono”.

Cabe destacar que BBVA, en su apuesta por expandir los mercados de créditos de carbono como una de las soluciones clave para la descarbonización, integró el Grupo de Trabajo para la Ampliación de los Mercados Voluntarios de Carbono (Taskforce on Scaling Voluntary Carbon Markets, TSVCM, por sus siglas en inglés). Se trata de un grupo que está definiendo la hoja de ruta para articular y fortalecer la integridad y transparencia de estos mercados. BBVA es el único banco español miembro de este grupo de trabajo. 

¡Comparte este contenido en redes!

300x300 diario responsable

Advertisement
Este sitio utiliza cookies de terceros para medir y mejorar su experiencia.
Tu decides si las aceptas o rechazas:
Más información sobre Cookies