Publicado el
Los préstamos son parte fundamental de las soluciones sostenibles promovidas por el banco para identificar las oportunidades que surgen del cambio climático y el crecimiento inclusivo. Concretamente, los préstamos a clientes mayoristas, empresas y particulares representan un 71,6% (61.400 millones de euros) de los 86.000 canalizados por BBVA en financiación sostenible entre 2018 y 2021.
BBVA canaliza más del 70% de su financiación sostenible mediante préstamos

La financiación sostenible es una línea fundamental para BBVA. Según los últimos datos publicados por la entidad financiera, los 86.000 millones de euros de originación sostenible entre 2018 y 2021 se han destinado a los dos ejes que guían el compromiso y el propósito de BBVA en el ámbito de la sostenibilidad: por un lado, el 80% a acción climática (68.227 millones de euros) y el 20% a crecimiento inclusivo (17.590 millones de euros). Esta cantidad incluye préstamos, ‘project finance’, bonos intermediados y fondos de inversión socialmente responsables.

En lo referido a la actividad en el año 2021, BBVA canalizó 35.400 millones de euros en financiación sostenible, repartidos en diferentes soluciones para clientes mayoristas (corporativos e institucionales), empresas, clientes minoristas y soluciones de inversión sostenibles. En la vertiente social, BBVA incluye objetivos de negocio ligados a dicho ámbito con compromisos que incluyen las infraestructuras inclusivas, al margen de la propia labor de microcréditos de la Fundación Microfinanzas BBVA.

Los datos proporcionan información precisa del destino de dichos prestamos: dentro de acción climática, la mayoría de la canalización (el 82%) se ha destinado a ayudar a las empresas en su transición hacia modelos productivos más sostenibles. BBVA les ha asesorado, en función de la estructura del cliente (préstamos o bonos), combinando conocimiento y experiencia financiera y de sostenibilidad. Por su parte, por segmentos, la originación de esta financiación entre 2018 y 2021 procede mayoritariamente de CIB — Corporate & Investment Banking— (operaciones de banca de inversión y corporativa para grandes clientes) con un 64% y 55.000 millones de euros canalizados; seguida de Empresas y Particulares (cliente minorista), con un 18% y 15.400 millones de euros canalizados en cada segmento.

Respecto al desglose por línea de negocio y tipo de producto, el 70% de los 55.000 millones de euros originados a través de la línea de negocio de CIB corresponde a préstamos; el 22,5% a bonos intermediados; el 7% a financiación de proyectos; y el 0,5% a otro tipo de productos. En el ámbito de Empresas, el 80% de los 15.400 millones de euros originados son préstamos; el 19% bonos intermediados; y el 1% financiación de proyectos. Y en el negocio de Particulares, de los 15.400 millones de euros originados, un 70,5% son préstamos; un 26,5% inversión socialmente responsable; y un 3% se destina hacia otro tipo de productos.

Clientes minoristas acompañados

Por un lado, la banca realiza un importante acompañamiento a sus clientes minoristas en la adopción de hábitos más sostenibles que ayuden a reducir sus emisiones de CO2, y apuesta por herramientas y soluciones basadas en datos que les ayuden a controlar su consumo y sus emisiones. La oferta de soluciones sostenibles en los países en los que opera consiste en productos destinados a movilidad, como líneas de financiación para la adquisición de vehículos híbridos y eléctricos, o con hipotecas verdes para viviendas sostenibles o préstamos para la mejora de la eficiencia de viviendas.

En nuestro país, BBVA se ha convertido en 2021 en la primera entidad en usar analítica de datos para calcular la huella de carbono de todos sus clientes particulares, obteniendo una estimación aproximada de la emisión de CO2 a la atmósfera, en base a los recibos de gas y luz, y los gastos realizados en carburante. Asimismo, desde el segmento minorista se está impulsando la línea de crecimiento inclusivo, canalizando recursos hacia la inversión necesaria para construir infraestructuras y apoyar un desarrollo económico inclusivo. Dentro de esta línea, los productos destinados a particulares son los créditos (tarjetas, préstamos e hipotecas) que cumplen los umbrales de renta y/o vulnerabilidad establecidos para cada país. Destaca la hipoteca social en Perú y Colombia, dirigida a segmentos de la población con menor poder adquisitivo y en la que el estado subvenciona una parte del importe total de la hipoteca. En esta misma línea, el pasado ejercicio, BBVA canalizó en finanzas sostenibles un total de 6.471 millones de euros para clientes minoristas, destacando 4.250 millones de euros en España, 1.114 millones de euros a través de la Fundación Microfinanzas BBVA, 548 millones de euros en México y 350 millones de euros en Turquía.

Soluciones para clientes mayoristas

Por otro lado, en 2021, en el ámbito de los préstamos corporativos sostenibles, BBVA canalizó a nivel global financiaciones vinculadas a la consecución de indicadores ambientales y sociales (KPI-linked) y vinculados a la calificación ESG del cliente (ESG-linked), tanto en formato bilateral como sindicado, entre los que destacan operaciones pioneras en el sector alimentación. En España, BBVA ha sido pionero en incorporar mecanismos de donación de parte del margen a proyectos sostenibles o solidarios y se mantiene como una de las entidades líderes en el mercado de financiaciones sostenibles, liderando como coordinador sostenible varias operaciones significativas por quinto año consecutivo. El banco también ha liderado varias de las principales financiaciones sindicadas en Alemania, Reino Unido, Bélgica, México, Perú o Colombia. Además, el banco lideró el pasado año emisiones de bonos verdes, sociales, sostenibles y bonos vinculados a indicadores medioambientales de clientes en Estados Unidos, México, América del Sur, Asia y Europa, incluida España, que han supuesto un volumen total intermediado por BBVA de 6.683 millones de euros. Especialmente, los clientes europeos se han mostrado muy activos.

Finalmente, cabe destacar que la entidad financiera ha acelerado sus objetivos de financiación sostenible para el periodo 2018-2022.  Así, la oferta global de soluciones sostenibles de BBVA, que persigue apoyar la eficiencia energética y la descarbonización de la economía, ha propiciado un crecimiento interanual del 72% de la financiación respecto a 2020, lo que acerca a BBVA a su objetivo de canalizar 200.000 millones de euros para el periodo 2018-2025. Durante el ejercicio 2021, del total de nueva originación de negocio a nivel del Grupo, aproximadamente el 12% ha estado vinculado a la sostenibilidad.

En este artículo se habla de:
NoticiasBBVAfinanciación sostenible

¡Comparte este contenido en redes!

300x300 diario responsable

Advertisement
Este sitio utiliza cookies de terceros para medir y mejorar su experiencia.
Tu decides si las aceptas o rechazas:
Más información sobre Cookies