El ‘Clúster de Cambio Climático’, impulsado por Forética y compuesto por 57 grandes empresas –lideradas por Bankinter, Grupo Cooperativo Cajamar, IKEA, LafargeHolcim, Naturgy y Nestlé-, trabaja en ofrecer soluciones prácticas a los retos y oportunidades que plantea la transformación empresarial necesaria para la descarbonización de la economía para el año 2050.
Hacia la descarbonización de la economía para el 2050

El Clúster de Cambio Climático de Forética es la plataforma empresarial de referencia en España en materia de cambio climático. Está liderado por Bankinter, Grupo Cooperativo Cajamar, IKEA, LafargeHolcim, Naturgy y Nestlé, y formado por un grupo de 57 grandes empresas.

Durante su primer encuentro empresarial del año, presidido por la Comisión Europea y el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico. Clara de la Torre, Deputy Director-General for Climate Action en la Comisión Europea y Valvanera Ulargui, Directora General de la Oficina Española de Cambio Climático, tuvieron la ocasión de compartir las tendencias actuales en materia de cambio climático a nivel internacional, centrándose en la recuperación verde post COVID-19 y los avances en cuanto a los procesos de la Ley de Cambio Climático tanto en el ámbito europeo como en el panorama nacional.

Tras los destacados avances realizados por el Clúster durante el último año, enfocados a establecer las claves que las empresas han de tener en cuenta en la transformación a la economía baja en carbono, la crisis COVID-19 muestra más que nunca que ahora es el momento de incrementar la ambición de los objetivos y enfocarse en la acción, desarrollando soluciones y herramientas concretas para la transformación empresarial de cara al año 2050.

Concretamente, el Clúster profundizará en cómo las empresas deben establecer objetivos para la neutralidad en 2050 y su plan de acción; reducir las emisiones de CO2; integrar las recomendaciones del Task Force on Climate-related Financial Disclosures (TCFD) y gestión de riesgos climáticos; desarrollar modelos de negocio innovadores que aseguren la transición energética; aplicar soluciones basadas en la naturaleza como parte de la estrategia climática; e innovar en las opciones de financiación alineadas con la ambición climática.

“Para alcanzar esta ambición global de neutralidad climática para 2050, las empresas han de actuar como motor de la transición, siendo una palanca fundamental, el establecimiento de una legislación sólida y actualizada que potencie la acción empresarial. En este sentido, tanto en el ámbito europeo -con El Pacto Verde Europeo y la Ley Europea del Clima-, como en el ámbito nacional -con la Ley de Cambio Climático y Transición Energética-, tenemos trazada la principal hoja de ruta enfocada a conseguir estos ambiciosos objetivos. Ahora, más que nunca, las alianzas y la colaboración a todos los niveles –en el ámbito público-privado y a nivel sectorial- toman un papel fundamental para pasar a la acción”, afirma Ana Herrero, Directora de Proyectos y Servicios de Forética.

“Desde 2015, estamos trabajando en este Clúster para potenciar el compromiso empresarial en el cambio climático. Concretamente, durante el último año, nos enfocamos en la transformación empresarial necesaria para la descarbonización de la economía para el año 2050. Tras publicar el informe ‘Claves para la transformación empresarial hacia una economía baja en carbono’, este año ofreceremos una visión práctica y aplicada para que las empresas puedan contar con soluciones concretas, planes de acción y herramientas que permitan abordar estos importantes desafíos y alcanzar resultados tangibles en materia de descarbonización”, añade Julia Moreno, Responsable del Clúster de Cambio Climático de Forética.

¿Te ha gustado el artículo?

0 No me ha gustado 0

Tu opinión es importante... ¡dejanos tus comentarios!

Top