El pasado 13 de abril en la ciudad de Washington, los ministros de Finanzas de mas de 20 países presentaron, en el marco de las Reuniones de Primavera del Grupo Banco Mundial y el Fondo Monetario Internacional, una nueva coalición para intensificar la acción colectiva respecto del cambio climático y sus impactos.
Los ministros de Finanzas de 20 países se movilizan para la Acción Climática

Recientemente se formó la Coalición de Ministros de Finanzas para la Acción Climática, bajo seis principios comunes llamados los “principios de Helsinki” que promueven la puesta en marcha de medidas climáticas a nivel nacional, incidiendo sobre todo en la política fiscal y en el uso de las finanzas públicas.

¿Qué son los principios de Helsinki?

Fueron llamados así debido a que fueron formulados por un grupo de Gobiernos representados en una reunión encabezada por los países Finlandia y Chile en Helsinki en febrero. Estos principios pretenden respaldar a los ministros de Finanzas en la tarea de intercambiar prácticas óptimas y acciones relativas a políticas macroeconómicas, fiscales y de gestión de las finanzas públicas orientadas a lograr un crecimiento resiliente al clima y con bajo nivel de emisiones de carbono.

Lo que permite esta coalición es que los países participantes se movilicen para alinear el financiamiento necesario para la implementación de sus planes nacionales de acción climática, establecer mejores prácticas, como la elaboración de presupuestos en los que se tenga en cuenta el cambio climático y la formulación de estrategias para promover inversiones y adquisiciones ecológicas, e incluir los riesgos y las vulnerabilidades relacionadas con el clima en la planificación económica de los miembros.

¿Qué países son miembros? 

Los países que han avalado los principios son Austria, Chile, Costa Rica, Costa de Marfil, Dinamarca, Ecuador, Finlandia, Francia, Alemania, Islandia, Irlanda, Kenia, Luxemburgo, Islas Marshall, México, Países Bajos, Nigeria, Filipinas, España, Suecia, Uganda, el Reino Unido y Uruguay.

El Banco Mundial tendrá la función de secretaría de la coalición y se asociará con diversas instituciones, incluidos el Fondo Monetario Internacional, la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico, la Secretaría de la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático, el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo, otros organismos de las Naciones Unidas y la Alianza para las Contribuciones Determinadas a Nivel Nacional, para brindar apoyo estratégico y técnico a los Gobiernos.

Kristalina Georgieva, directora general del Banco Mundial aseguró que “los ministerios de Finanzas desempeñan un papel crucial para acelerar el giro mundial hacia un modelo de crecimiento con bajo nivel de emisiones de carbono y resiliente al cambio climático” y añadió que “esta coalición demuestra que existen nuevos niveles de ambición por parte de los encargados de tomar decisiones en el área de política fiscal y proporciona una importante plataforma para que los ministros de Finanzas intercambien mejores prácticas relativas a los beneficios de la nueva economía del cambio climático en términos de crecimiento y empleo”.

Por otro lado, según el ministro de Hacienda de Chile, Felipe Larraín Bascuñán: “Hoy en día, el cambio climático representa una amenaza real, pero podemos convertirla en una oportunidad. Más allá de las herramientas tradicionales, como la fijación del precio del carbono o la eliminación progresiva de los combustibles fósiles, podemos estimular al sector privado y enviarle señales para que invierta en soluciones innovadoras, e incorpore este riesgo y las externalidades en el proceso de toma de decisiones de inversión. El crecimiento económico resulta esencial, pero la reducción de las emisiones también lo es. Necesitamos más ambición y compromisos tangibles que se traduzcan en medidas concretas”.

Del lado de Finlandia, su ministro de Finanzas Petteri Orpo, defendió que “la coalición tendrá éxito si nos ayuda a planificar medidas de política concretas y eficaces para abordar la crisis del cambio climático a nivel nacional, regional y mundial. La coalición debe basarse en estudios analíticos y el intercambio de experiencias para encontrar soluciones que funcionen en la práctica”.

Finalmente, Bruno Le Maire, ministro de Economía de Francia declaró que “la nueva Coalición de Ministros de Finanzas para la Acción Climática cuenta con todo mi apoyo. A menudo se subestima el rol que puede y debe desempeñar el financiamiento en la transición hacia una economía con bajo nivel de emisiones de carbono. Muchos países ya han elaborado interesantes iniciativas a nivel nacional y regional, como los bonos verdes en Francia o el sistema de comercio de derechos de emisión en la Unión Europea. El intercambio de experiencias siempre resulta provechoso. El secretario general de las Naciones Unidas, António Guterres, encargó al presidente Macron la tarea de acelerar el financiamiento destinado al clima en la etapa previa a la Cumbre sobre el Clima que tendrá lugar en septiembre. En este marco, hacemos un llamado a ampliar de forma colectiva y urgente nuestras acciones para cumplir el compromiso asumido en el Acuerdo de París”.

¿Te ha gustado el artículo?

0 No me ha gustado 0

Tu opinión es importante... ¡dejanos tus comentarios!

Síguenos

Top