Fundación MAPFRE ha seleccionado de entre los 462 proyectos presentados los más innovadores y con mayor capacidad de transformar en positivo a la sociedad
27 proyectos de innovación social que cambiarán el mundo

Científicos, investigadores, emprendedores y estudiantes de universidades y escuelas de negocios de Europa y Latam han presentado multitud de ideas. El Jurado de los Premios de Innovación Social de Fundación MAPFRE, formado por expertos de Fundación MAPFRE e IE Business School, ya ha hecho su primera selección. Los que se han clasificado competirán primero en tres semifinales a celebrar en julio en Ciudad de México y Sao Paulo, y en septiembre en Madrid, para optar a ganar los premios en la final que se celebrará el próximo 17 de octubre en Madrid.

Hay participantes de Austria, Brasil, Colombia, Chile, Ecuador, Italia, México, Perú, Reino Unido y España. El objetivo de estos tres galardones, cuya dotación individual asciende a 30.000 euros para cada categoría, es apoyar y promover soluciones innovadoras que mejoren el mundo en que vivimos en tres necesidades claras: la salud, la movilidad y el seguro como industria protectora frente al riesgo. Los finalistas han sido elegidos por su mayor potencial de impacto social y que sean más viables desde el punto de vista técnico, económico y organizativo. También ha valorado la capacidad y experiencia de los interesados a la hora de desarrollar la idea y de demostrar con pruebas piloto o prototipos que han llevado a cabo que el proyecto puede ser una realidad.

“Esta primera edición ha sido un completo éxito no solo por recibir casi 500 proyectos, sino porque cualquiera de los 27 semifinalistas aporta soluciones innovadoras eficaces para resolver algunos de los problemas sociales que existen en las diferentes regiones del mundo”, afirma Mercedes Sanz, Directora de los Premios. Concepción Galdón, Directora de Innovación Social de IE, cree que el proceso de selección ha sido muy complejo por el altísimo número de candidaturas recibidas: “estamos muy contentos con el resultado. Todas las personas deberían tener acceso a servicios de salud adecuados, un entorno urbano humano y sostenible y previsión social para protegerse en el futuro. Esperamos formar parte de la historia de éxito de estos 27 semifinalistas en su esfuerzo por conseguirlo”.

Hay nueve proyectos por categoría: mejorar la salud y potenciar hábitos de vida saludable, incentivar la previsión social y el acceso a la cultura aseguradora y educir la siniestralidad y racionalizar el tráfico.

En la categoría de e-Health (mejora de la salud), se encuentran: Sideal (España), un sistema de autoayuda para personas dependientes del alcohol; MJN Neuroserveis (España), un dispositivo para predecir una crisis de epilepsia; Mirrorable (Italia), un ecosistema que permite restaurar la movilidad de las personas con discapacidad; Novulis (Ecuador), que facilita consultorios dentales en las empresas para hacer posible la asistencia sanitaria de las familias; Oliber (Chile), un guante magnético económico y fácil de usar para personas con atrofia en las manos; y Fabrilab (Colombia), un sistema que permite la impresión en 3D de prótesis de bajo coste. En Brasil también se han clasificado tres proyectos: Beaba, una plataforma para ayudar a niños enfermos de cáncer y sus familias a mejorar el conocimiento sobre su enfermedad; Instituto Horas Da Vida, que reúne a médicos voluntarios para ayudar a personas sin recursos; e Instituto Strabos, que ofrece cirugía para la corrección del estrabismo a personas de bajos recursos.

En la categoría de insurtech, se han clasificado 9 ideas tecnológicas: Aiudo (España), una plataforma para ayudar a las personas en situación de dependencia a encontrar un buen cuidador; ZOOM1T (España), solución online para la detección, prevención y gestión de situaciones de acoso en los centros escolares; Blitab (Austria), la primera tableta en braille para ofrecer cultura aseguradora; Comunidad 4UNO (México), un sistema para ofrecer cobertura sanitaria y un fondo de jubilación a las empleadas del hogar; Civilsig (Perú), una plataforma para que la población conozca dónde se encuentran las zonas seguras y los puntos de acopio en situación de catástrofe natural; y Millas para el retiro (México), que promueve el ahorro en las familias a través del consumo. En Brasil también se han clasificado, Insurance for all, un dispositivo portátil que permite realizar una llamada de emergencia desde el vehículo con un tiempo de respuesta inferior a la media; Pluvi.On, una plataforma que permite realizar un pronóstico del tiempo a través de una red de sensores de bajo coste; y Kakau, una app que facilita la contratación de un seguro a una persona que nunca ha suscrito una póliza.   

En mobility, se han clasificado los siguientes: The Driving Doctor (Reino Unido), un sistema que permite a los conductores dar a conocer zonas peligrosas; Scoobic (España), un vehículo ágil y ligero que permite entregar hasta 750 kilos de mercancía de forma sostenible; Segurvital(España), un sistema de protección de quitamiedos diseñado con neumáticos reciclados enfocado a reducir el impacto de los accidentes de motoristas y ciclistas; Lazarillo (Chile), una aplicación que habilita espacios de atención al público con un sistema de posicionamiento mediante tecnología beacon;Dinapptive (Colombia), una aplicación móvil para impartir educación vial en el aula a través de la gamificación; y Bikelite (Chile), aplicación que indica a los ciclistas zonas seguras y cuenta con un guante con luces led. En Brasil se han clasificado tres proyectos: Wiimove, una aplicación para compartir transporte y parking entre trabajadores y reducir costes al usuario; Zumpy, una plataforma de carsharing para reducir la contaminación y facilitar el desplazamiento; yViver De Bike, que busca promover el emprendimiento entre los jóvenes y ofrece talleres de formación de reparación de bicicletas.   

 

¿Te ha gustado el artículo?

0 No me ha gustado 0

Tu opinión es importante... ¡dejanos tus comentarios!

Top