Centenas de empresas españolas tienen hasta el 31 de marzo para preparar, además del informe de gestión financiero, un informe “no financiero”, que contenga información relativa, por lo menos, a cuestiones ambientales y sociales, así como relativas a diversidad, al personal, al respeto de los derechos humanos y a la lucha contra la corrupción y el soborno
RSE.- La importancia de la nueva directiva de información no financiera

Es lo que determina el Real Decreto-Ley 18/2017 y consecuente transposición de la Directiva Europea 2013/34/UE. Otras centenas de empresas, filiales de multinacionales europeas, también tendrán que aportar información adicional a sus matrices.

Recientemente, SUST4IN, expertos en sostenibilidad, ha organizado la Jornada “Informes no financieros” para exponer y dar a conocer los cambios y acuerdos que dan lugar con la nueva legislación, que ya está en vigor en España y en toda Europa. Marcio Viegas, fundador y director general de SUST4IN, hizo la apertura de la jornada destacando la finalidad de este Real Decreto-Ley y sus plazos y dejando claro que, “No hay que subestimar el impacto de la nueva legislación. Incluso las empresas más avanzadas están revisando sus procedimientos y acelerando la emisión de sus informes”. También quiso destacar que “en cualquier caso, y más allá de las obligaciones legales, la transparencia es positiva para la sociedad, para los inversores, consumidores y especialmente para las propias empresas”.

El Real Decreto-Ley ha sido convalidado por el Congreso de Diputados el 13 de diciembre. Con este trámite se confirman las obligaciones y plazos de la nueva legislación. Sin embargo, la casi unanimidad de los diputados, aprobaron también la tramitación de la iniciativa como Proyecto de Ley por el procedimiento de urgencia, lo que debe llevar a una ampliación del alcance y aumento del rigor de las nuevas obligaciones, más alineado con la Directiva Europea y como ha sido transpuesta en otros países.

La ponencia principal estuvo a cargo de Germán Granda, Director General de Forética, quien dijo que “la transparencia de aspectos sociales, ambientales y de buen gobierno (ASG) ayuda a un mejor control de riesgos, a una identificación de áreas de preservación de valor de la compañía, y a su vez refuerzan el compromiso de los grupos de interés con la organización”.

A continuación, empresas y asociaciones presentes, como Ferrovial, Dentons, Forética, DNV GL, OHL, y el despacho Uría Menéndez, presentaron sus compromisos, ejemplos de acciones y una evaluación general de los nuevos requisitos, posibles sanciones y sobre cómo aprovechar esta oportunidad para generar más confianza y crear valor en las empresas.

¿Te ha gustado el artículo?

0 No me ha gustado 0

Tu opinión es importante... ¡dejanos tus comentarios!

Síguenos

Empleo RSE

Top