Publicado el

Para terminar con las propuestas de mejora del reporting empresarial que sugiere el documento What does your reporting say about you?, no podíamos olvidarnos de la importancia de la medición y la presentación de los resultados alcanzados.

Hasta ahora, estos outputs se basaban en la rendición de cuentas financieras, cuyo modelo está bastante desarrollado y resulta de fácil comprensión. Sin embargo, las compañías que orienten su reporting hacia otras partes interesadas que están adquiriendo una mayor relevancia, tendrán que efectuar cambios en su modelo actual. Un buen reporting deberá, entonces, hacer visible una evaluación más estratégica de las actividades de la compañía y medir el impacto de sus acciones a través de unos indicadores de desempeño que permitan conocer la gestión empresarial con rigor y en profundidad.

Esta situación inevitablemente conlleva la necesidad de las empresas de explicar su contribución en diferentes aspectos como:

a. Las acciones encaminadas a la creación de nuevos productos y servicios que son relevantes para los mercados: mediciones del impacto tanto en la salud y la seguridad como en las pautas de consumo y estilo de vida de consumidores y usuarios; cuantificación del empleo directo e indirecto creado a raíz de la puesta en marcha del producto o servicio, etc.

b. Los impactos medioambientales directos e indirectos: qué acciones está llevando a cabo las empresas ante la escasez de recursos, cuantificación del consumo de energía, agua y otras materias primas en la compañía…

c. La medición del valor generado, el valor distribuido y el retenido: las organizaciones tenderán a buscar el equilibrio entre el valor que generan y en cómo y en qué se distribuye esa riqueza.

En este artículo se habla de:
OpiniónEmpresasInformes

¡Comparte este contenido en redes!

Diploma “Digitalización y Sostenibilidad”
 
Este sitio utiliza cookies de terceros para medir y mejorar su experiencia.
Tu decides si las aceptas o rechazas:
Más información sobre Cookies