vacunas contra la COVID-19

A poco más de seis meses de que comenzara la vacunación en la mayoría de los países, lo que más ha crecido ha sido la desigualdad. Una vez más, las grandes potencias mundiales muestran su cara más cruel y egoísta. Mientras en algunas regiones hay más vacunas que cantidad de población, en otras ni siquiera el personal esencial ha podido recibir una dosis de la vacuna para protegerse del coronavirus.
Ver noticia
Más de un millón de muertes a causa de coronavirus han ocurrido cuatro meses después de que los líderes del G7 renunciasen a acabar con el monopolio de las vacunas. Una investigación realizada por la ONG Oxfam Intermón advierte que, si no se liberan las patentes, al ritmo de vacunación actual, los países de renta baja tendrían que esperar 57 años para vacunar a toda su población.
Ver noticia
La vacunación masiva es la esperanza de que se acabe la pesadilla que estamos viviendo desde hace un año. Sin embargo, muchos gobiernos no están comprendiendo la importancia de que no solo una parte de la población se vacune, sino por el contrario, que sea de manera universal. A pesar del amplio apoyo ciudadano, los gobiernos del G7 siguen oponiéndose a una exención de los derechos de propiedad intelectual de las vacunas contra la COVID-19.
Ver noticia

Síguenos

Síguenos en Twitter Síguenos en Facebook
Top