Publicado el

El título de esta exposición actual y sugerente, hace alusión a las nuevas formas que manejan ya no políticos (sin exculparlos de nada) sino funcionarios de cierto Ministerio para influir y favorecer la contratación y subcontratación de obras y servicios.

Corrupción 2.0El título de esta exposición actual y sugerente, hace alusión a las nuevas formas que manejan ya no políticos (sin exculparlos de nada) sino funcionarios de cierto Ministerio para influir y favorecer la contratación y subcontratación de obras y servicios.


    Siento nuevamente discrepar de aquellos que dicen “la corrupción es solamente ocasional y cosa de unos pocos”. En las últimas semanas he tenido ocasión de identificar no solo uno, sino dos nuevos métodos, que ponen de relieve la sofisticación que se llega a alcanzar este arte.

    Para no extender mucho el relato me limitaré solamente a reflexionar sobre uno de ellos el cual hace tiempo sospechaba pero que finalmente ha sido confirmado, el otro me lo guardo para otra ocasión, antes debería ponerle nombre.

    Ahora resulta que el personal responsable de la administración o funcionarios del Ministerio …………… que supervisa y controla obras tiene también atribuciones de “ recomendar “ a las adjudicatarias, a aquellas empresas que deben subcontratar para realizar los trabajos.

    Dicho de otra forma, toda aquella empresa que no cuente con la máxima confianza del personal de dicho Ministerio………… NO TIENE NINGUNA OPORTUNIDAD no solo de contratar, sino tampoco de SUBCONTRATAR nada.

    Para esto hay solución y pasa por generar confianza en los prescriptores, pensaremos muchos con buen criterio. Pero estoy confundido, Agradecería consejo.

En este artículo se habla de:
Opinión

¡Comparte este contenido en redes!

300x300 diario responsable

Advertisement
Este sitio utiliza cookies de terceros para medir y mejorar su experiencia.
Tu decides si las aceptas o rechazas:
Más información sobre Cookies