La respuesta es sí. No importa el tamaño o la disponibilidad de recursos de una compañía, lo cierto es que cualquier organización puede tomar iniciativas que contribuyan, de diferente forma, a alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible. El Pacto Mundial de las Naciones Unidas España propone algunas acciones accesibles.
¿Pueden las pymes emprender acciones asequibles a favor de la Agenda 2030?

La sostenibilidad no es sólo cuestión de las grandes empresas. Si bien es innegable que, a mayor presupuesto, mayor posibilidad de acción, lo cierto es que todas las organizaciones pueden hacer acciones que contribuyan en mayor o menor medida al desarrollo sostenible. Las opciones son multiples y muy variadas: desde llevar a cabo prácticas de eficiencia energética en las oficinas, o como configurar los equipos para que se suspendan al poco tiempo sin uso, hasta los grandes proyectos innovadores que utilizan tecnologías disruptivas, como la inteligencia artificial para el cuidado de los océanos. En este sentido, si bien es cierto que la falta de recursos internos y la ausencia de herramientas y recursos que faciliten la contribución a los ODS son señaladas como obstáculos para contribuir con la consecución de las metas de Naciones Unidas por el 45% y el 28% de las empresas españolas, especialmente por las pymes, tampoco han de ser un impedimento para dejar a un lado la sostenibilidad empresarial.

Para contribuir a que todas las organizaciones hagan sus aportes, El Pacto Mundial de las Naciones Unidas España ha propuesto una serie de acciones que pueden realizar todas las empresas, independientemente de su tamaño o sector, sin consumir grandes recursos de la organización:

1. Difundir información sobre sostenibilidad: Una de las maneras de difundir esta información es organizando semanas temáticas durante el año dedicadas a un Objetivo específico y enmarcadas en Días Mundiales o hitos de la organización.

2. Organizar desayunos saludables: Con el objetivo de educar a la plantilla en hábitos saludables, la empresa puede organizar desayunos periódicos para la fuerza laboral, consistentes en frutas ecológicas de temporada y otros alimentos nutritivos. Durante los mismos, se pueden además organizar charlas sobre el ODS 3, de forma que también sirvan para sensibilizar a los empleados y empleadas.

3. Apostar por la contratación inclusiva: Las empresas pueden ayudar a la integración laboral de estos colectivos tanto a través de su contratación en plantilla o mediante la apuesta por proveedores que trabajen con personas en situación de vulnerabilidad. De ambas formas, la empresa contribuirá al ODS 10 de reducción de las desigualdades y promoverá un mercado laboral más inclusivo.

4. Implementar medidas de economía circular: Todas las empresas pueden implementar medidas de economía circular en sus negocios a través de la optimización de los recursos consumidos en su actividad o elaborando un plan de recogida, gestión y seguimiento de residuos. A pequeña escala, se pueden instalar papeleras para el compromiso del reciclado selectivo de plástico y papel, así como otros cubos para la gestión de los demás tipos de residuos.

5. Realizar una política de flexibilidad laboral: La implantación de medidas de flexibilidad laboral, además de contribuir al ODS 8 sobre trabajo decente y crecimiento económico, también puede aumentar la motivación del personal, dando esto lugar a una plantilla más satisfecha y, por tanto, más productiva. Es necesario recalcar que este tipo de políticas están pensadas para no perjudicar el funcionamiento de la empresa y pueden modelarse según las necesidades de la organización. Un ejemplo de esta política sería implantar horarios de entrada y salida flexibles, con dos horas de margen, por ejemplo.

6. Implementar un plan de movilidad sostenible

Este tendrá como objetivo reducir las emisiones de la empresa, contribuyendo así al ODS 13 de acción por el clima y al 11 de ciudades y comunidades sostenibles. Dentro del plan se pueden proponer acciones de diferente complejidad, como compartir el vehículo en los desplazamientos o promover la utilización de los modos de transporte más eficientes en cada caso (tren y autobús para viajes interurbanos y marcha a pie y transporte público en medio urbano). Asimismo, se pueden incluir medidas que eviten el desplazamiento de los trabajadores y trabajadoras en casos en los que éstos no sean imprescindibles, como la promoción del uso de videoconferencias para las reuniones externas a la organización o la implantación de una política de teletrabajo.

7. Emprender acciones de voluntariado corporativo: Otra forma de impactar de forma positiva en los ODS es a través de alianzas con ONGs u otro tipo de entidades para realizar acciones de voluntariado corporativo. De este modo, la empresa puede dedicar ciertas jornadas durante el año para emprender actividades de limpieza de entornos naturales para contribuir al ODS 15 de vida de ecosistemas terrestres o participar en comedores sociales promoviendo el logro del ODS 2, por ejemplo.

¡Comparte este contenido en redes!

Síguenos

Síguenos en Twitter Síguenos en Facebook
Top