Este año, los galardonados han sido: Grupo Pelayo, Anudal Industrial, Pronisa Ávila, Balance Productions, Visualfy y Claudia Tecglen. Se cumple dieciséis años de la creación de estos premios cuyo objetivo principal es reconocer a aquellas empresas, entidades y personas que fomentan la igualdad de oportunidades en el empleo y la integración de los profesionales con discapacidad.
Fundación Randstad dio a conocer a los ganadores de la decimosexta edición de sus premios a la inclusión

Como cada año, Fundación Randstad ha celebrado una nueva edición de sus Premios Fundación Randstad cuyo objetivo es reconocer a empresas, instituciones y personas que trabajan por impulsar la igualdad de oportunidades en el empleo y la integración laboral y social de las personas con discapacidad.

Jesús Echevarría, presidente ejecutivo de Randstad España, Portugal y Latam, y presidente de la Fundación Randstad, adelantó que uno de los objetivos de la compañía es "impactar positivamente en la vida de 500 millones de personas en todo el mundo hasta 2030. Para ello, nos basamos en redefinir el mercado de trabajo, la sostenibilidad y la  tecnología".En esta misma línea, el presidente de la Fundación Randstad aseguró que uno de los pilares de la transformación del mercado de trabajo es, sin duda, la tecnología, puesta al servicio de las personas y para potenciar los talentos en las organizaciones. “En Randstad lo expresamos con tech & touch: el toque humano que solo pueden dar las personas potenciado por la tecnología para dar el mejor servicio, ágil y de calidad".

En esta decimosexta edición La Fundación Randstad reconoció las mejores iniciativas en materia de integración laboral de personas con discapacidad con sus premios anuales clasificados en seis categorías:

En la primera categoría sobre integración laboral de personas con discapacidad en una gran empresa la compañía Grupo Pelayo ha sido premiada por su proyecto "Contigo sumamos más". Con esta iniciativa Pelayo impulsa la empleabilidad, la accesibilidad de sus centros, la normalización, y su acción social tiene el foco en la discapacidad. Esta filosofía está plenamente consolidada e integrada en la cultura y en los valores de la compañía. Pelayo cuenta con una persona con discapacidad en su Consejo de Administración, y está reconocida con el Sello Bequal Premium, máxima categoría de esta certificación que acredita su excelencia en la gestión de la discapacidad. 

Luego, en la segunda categoría acerca de la integración laboral de personas con discapacidad implantado por una pyme, la ganadora fue Anudal Industrial. Esta empresa cuenta con 36 trabajadores dedicada a la fabricación de piezas de aluminio que apuesta por la diversidad y la inclusión y que trabaja por la integración laboral de personas con discapacidad, colaborando con entidades especializadas para la búsqueda y selección de talento diverso.  Se ocupa de hacer un seguimiento individualizado de las incorporaciones mediante la metodología de empleo con apoyo para conseguir una plena integración.

La tercer área de los premio 2021  tuvo como ganadora a Pronisa Plena Inclusión, en el área de integración laboral de personas con discapacidad liderado por una entidad, por su proyecto de innovación social. Este proyecto está basado en la búsqueda de nuevos yacimientos de empleo para personas con discapacidad de difícil empleabilidad para la población del medio rural a través de la creación de servicios y recursos. La entidad aplica un plan de formación en distintos perfiles y cuenta con convenios de colaboración con cinco ayuntamientos de la zona de Cebreros, El Tiemblo o las Navas del Marqués. Destaca su gran impacto social en la mejora de la calidad de vida del medio rural.

La difusión de la cultura, conocimiento y normalización de la discapacidad es la cuarta categoría de los premios y este año fue para Balance Productions por su programa de televisión "Escúchame". Un programa de televisión emitido por el canal Extremadura que trabaja desde hace 13 años para incluir a las personas con discapacidad en la sociedad, dando a conocer sus necesidades, proyectos e inquietudes. Escúchame cuenta ya con cerca de 500 capítulos emitidos y una gran presencia en web y redes sociales. El programa es completamente accesible en lengua de signos y en lectura fácil y cuenta con el apoyo y colaboración de las principales entidades de la discapacidad.

En quinto lugar, la Fundación premia la innovación tecnológica y este año la ganadora ha sido La startup Visualfy por su solución de accesibilidad acústica. Esta aplicación pionera está basada en un sistema de reconocimiento de sonidos en diferentes entornos. Mediante diferentes productos como Visualfy Home, que puede instalarse en el domicilio o Visualfy Places, diseñado para mejorar la accesibilidad de edificios públicos y centros de trabajo, el sistema reconoce los sonidos del entorno y los traduce a mensajes accesibles y personalizables en el teléfono móvil de la persona con discapacidad auditiva entre otras notificaciones.

Por último, el premio en la categoría de compromiso y liderazgo inspirador por su trayectoria personal y profesional ha recaído en Claudia Tecglen. El galardón ha reconocido su destacada carrera profesional vinculada al tercer sector y la discapacidad, Claudia tiene una parálisis cerebral y espasticidad, es  psicóloga y especialista en comunicación, su vocación de ayudar a las personas con discapacidad y a sus familias a superar las adversidades la han motivado a crear un método propio que combina psicología, mentoría, coaching y su propia experiencia. Además trabaja como asesora estratégica y de comunicación especializada en ONG y conferenciante y desde su Asociación “Convives con Espasticidad” promueve destacados proyectos, publicaciones e investigaciones sobre el afrontamiento de la discapacidad, apoyados por los principales agentes sociales y que han sido reconocidos por importantes premios nacionales e internacionales como el Premio CERMI de investigación social y científica. En este caso, el galardón va a acompañado de una dotación económica de 3.000 euros.

Durante la gala de premiación, María Viver, directora de la Fundación Randstad, puso el punto de atención en el potencial de las personas con discapacidad en la transformación del mundo del empleo y la digitalización. También adelantó un nuevo proyecto de la Fundación, bajo el nombre de Brecha Digital, que “consiste en mejorar las competencias digitales de personas con discapacidad, a través de herramientas informáticas, y fomentando su empleabilidad y conocimientos digitales".

¡Comparte este contenido en redes!

Síguenos

Síguenos en Twitter Síguenos en Facebook
Top