Tienen entre 20 y 35 años y popularmente se dice que son muy distintos a la generación de sus padres. Sin embargo, parece que hay maneras de ver la vida que permanecen inalterables. En aspiraciones laborales, los "millenials" también persiguen la seguridad, así se desprende del último estudio de Deloitte
Los "millennials" no son tan distintos, también buscan estabilidad salarial y laboral

La última encuesta Millennial 2017 arroja datos significativos sobre las prioridades e inquietudes de los millennials. El afán por la seguridad también se palpa en la preferencia de estos jóvenes por el trabajo a tiempo completo (65%), siendo las razones más citadas para ello la estabilidad salarial y laboral. Otro dato llamativo es que cada vez más profesionales jóvenes quieran permanecer en el mismo puesto de trabajo. El año pasado, el porcentaje que consideraba abandonar su puesto de trabajo en un plazo de dos años era del 44%, mientras que en esta edición se ha reducido al 38%.

Para elaborar este documento han entrevistado a 8.000 jóvenes nacidos después de 1982 de 30 países de todo el mundo. De ellos, más de la mitad ve en su trabajo una oportunidad para participar en iniciativas solidarias a nivel local, lo que da a esta generación una mayor sensación de influencia en su entorno. Esto tiene, por otro lado, un efecto secundario de fidelidad hacia las empresas. Del mismo modo, se observa una tendencia entre los millennials a permanecer más tiempo en una empresa que se implica con causas sociales, como la educación o el paro.

La postura de los millennials hacia las empresas continúa mejorando. Por tercer año consecutivo, un mayor número de encuestados cree que las empresas se comportan de manera ética y que sus jefes están comprometidos con mejorar la sociedad. Desciende el número de los que creen que las empresas sólo se rigen por los resultados económicos. Sin embargo, hay espacio para mejorar: si bien seis de cada diez millennials consideran que las multinacionales han logrado un impacto positivo en los retos a los que se enfrenta esta generación, también creen que las empresas pueden hacer mucho más por la sociedad.

En España -así como en Italia, México, Chile, Rusia, Japón y Corea del Sur- sólo un tercio considera que la cooperación entre el gobierno y las empresas está resultando efectiva. Esto contrasta con las respuestas de los millennials en Canadá, Estados Unidos, Reino Unido, Suiza y Australia, donde creen que ambos trabajan juntos de manera eficiente con  el objetivo de mejorar la sociedad.

Según este informe de Deloitte, la flexibilidad en el entorno de trabajo tiene más impacto en dos aspectos fundamentales en cualquier plantilla: la lealtad y la responsabilidad. Así, en las organizaciones que gozan de menor flexibilidad el número de millennials que se ven abandonando la empresa en 2 años asciende al 45%, porcentaje que se reduce hasta el 35% en aquellas que tienen implementadas políticas más flexibles. En el caso de la responsabilidad la diferencia también es clara: en las organizaciones con una mayor flexibilidad el 34% de los millennials se sienten responsables de la reputación de su empresa, mientras que el porcentaje se reduce al 12% en compañías con flexibilidad limitada.

¿Te ha gustado el artículo?

0 No me ha gustado 0

Tu opinión es importante... ¡dejanos tus comentarios!

Síguenos

Top