"La chispa surgió bajando la basura. Todos los días se encuentra uno a alguien alguien rebuscando materiales. Pensé que si un profesional del diseño les enseñaba hacer un producto vendible podrían ganar dinero." La clave: muchas personas con tiempo libre y muchos materiales sin usar.
"No hacemos cuadernos, queremos hacer a la gente más feliz"
© Nuñez&Blanco

María Fernanda Dejuán, una mujer llena de energía y de ganas de vivir, empezó -señala mientras nos enseña su trabajo- hace unos ocho meses y dice con desparapajo "Vengo aquí porque me siento muy a gusto". Hoy asisten una decena de participantes, todo mujeres que en grupo o individualmente van montando cuadernos, recuperando material descatalogado y desechado para hacer nuevos productos.

Por esta  "start up" social- creada por Carlos Laporta hace apenas un año- han pasado más de 100 personas que han dedicado parte de su tiempo a reciclar materiales y darles una segunda vida.  Sin embargo  “el verdadero éxito de Symbool no es hacer cuadernos, es sacar a gente de todo pelaje de su casa para compartir su tiempo en algo divertido y nuevo. Co-crear, aprender y de paso sacarse unos euros “ señala este cluniense de nacimiento. Esto es así porque el 50% de los beneficios de cada producto van a parar al bolsillo del participante que lo realice. Para realizar estos productos, estos colaboradores, primero son capacitados por artesanos que dedican su tiempo a esta iniciativa.

Desde entonces Laporta, de treinta años, abandonó su como diseñador y publicista para dedicarse íntegramente a este proyecto. Lo primero que hicieron fueron los cuadernos con tapa de vinilo estilo “vintage” que han tenido gran éxito. Por eso ahora se han lanzado con un nuevo producto. Hablamos de unos Juegos de Escritorio diseñados por Mónica Sanz, la artesana y artista que los ha diseñado y que es una de las tutoras voluntarias de la Symbool.

El siguiente paso que se ha marcado este emprendedor es involucrar a las empresas del Ibex 35 y a las multinacionales y sus áreas de innovación social a través de productos de ecodiseño y para ello tienen algunos prototipos. Tienen experiencia, ya lo han hecho con Ecoembes - empresa publico-privada dedicada al reciclaje- para los que diseñaron cuadernos para los talleres que se celebraban en esta entidad. Eso si, siempre sin olvidar su objetivo: hacer que las personas en riesgo de exclusión participen y tengan y oportunidades

Cuando salimos se oyen risas en el fondo, lo importante son las personas, no los cuadernos

-----

Fotos: © Triana Nuñez y Clara Blanco

¿Te ha gustado el artículo?

13 No me ha gustado 0

Tu opinión es importante... ¡dejanos tus comentarios!

Top