• Publicar en Linked In
  • Publicar en Google Plus
¿Qué está pasando realmente en la crisis migratoria Europea? El experto en geopolítica y flujos migratorios François Gemenne, profesor de Ciencias Políticas en París y en la ULB de Bruselas, hizo un balance de la situación actual en un evento en Bank Degroof Petercam. En concreto, hay tres preguntas principales sobre la crisis migratoria: cómo definimos la migración, cuál es su impacto económico y qué retos representa para la sostenibilidad de un país
El problema de la migración y su impacto sobre la sostenibilidad y la economía

¿Cómo definimos la migración? Inmigrantes, extranjeros, refugiados… las definiciones y significados varían de un país a otro. El uso del término ‘crisis’ se debe a la explosión en las solicitudes de asilo que registraron los países de la OCDE en 2015, casi 1,65 millones, el 25% de Siria y el 16% de Afganistán. En términos de población mundial, ese mismo año casi el 3,3% (245 millones de personas) residía fuera de su país de nacimiento pero los refugiados representan menos del 10% de esta cifra.

¿Cuál es el impacto económico? Para determinar esto, debemos calcular del coste de las políticas de inmigración, la fuerza laboral necesaria en el país de destino y el incremento en el consumo, pero a menudo se pasan por alto dos repercusiones económicas. La primera es la importancia de las remesas enviadas a los países de origen. Para algunas economías, como Marruecos, pueden representar una gran contribución al PIB, a veces hasta tres veces mayor que cualquier ayuda al desarrollo. Este recurso es un factor decisivo en las políticas de inmigración y otras políticas relacionadas, como los derechos de voto de los inmigrantes.

En segundo lugar, la vigilancia de las fronteras exteriores de la Unión Europea ha costado casi 15.000 millones de euros desde el año 2000. En ese tiempo, los inmigrantes han gastado casi 13.000 millones en cruzar esas fronteras. Es decir, 28.000 millones perdidos en la protección y traspaso de fronteras.

¿Qué reto representa para la sostenibilidad de un país? En muchas ocasiones se ha sugerido la migración como la solución al envejecimiento de las poblaciones y de hecho puede ser una respuesta frente a una población en declive y una mayor ratio de dependencia. Sin embargo, a menudo suele ser una solución de corto a medio plazo, ya que la inmigración supone una mayor población activa y un aumento en el número de consumidores pero las tasas de fertilidad tienden a evolucionar hacia la media nacional en la segunda generación.

Degroo Petercam migraciones 

La brecha entre cómo se percibe la migración y su impacto real cada vez es mayor, por lo que es esencial evaluar un aperturismo de los países receptores y su capacidad para recibir a los recién llegados. Las garantías del derecho de asilo, la integración de los inmigrantes en el mercado laboral y la dependencia de los ingresos repatriados son indicadores que permiten evaluar el impacto potencial desde distintos ángulos.

La caída del muro de Berlín en 1989 implantó una filosofía firme de ‘nunca más un muro’, pero parece que esta separación física se ha vuelto a poner en marcha en algunos lugares del mundo, como entre México y Estados Unidos, Serbia y Hungría, Finlandia y Rusia o India y Bangladesh. Mantener una mentalidad abierta hacia las migraciones, en lugar de retirarse al refugio de la identidad nacional, puede ser la mejor respuesta.

Ophélie Mortier, Responsible Investment Coordinator Degroof Petercam

Foto principal AFP

¿Te ha gustado el artículo?

0 No me ha gustado 0

Si te ha gustado, ¡compártelo!

  • Publicar en Linked In
  • Publicar en Google Plus

Tu opinión es importante... ¡dejanos tus comentarios!

Top