GRI G4, Comparabilidad RIP. diarioresponsable.com .- Como consecuencia del cambio de enfoque de la G4 hacía los temas relevantes y los procesos subyacentes de su gestión, algunos se preguntan: ¿Qué pasará con la comparabilidad de la información y las memorias?

Por una parte, es obvio que si las memorias van a resultar más concisas, al ser enfocadas a los temas relevantes, dejarán de incluir información sobre temas menos relevantes. Valga la redundancia, si la información es irrelevante, ¿qué valor tiene compararla?

Y, por otra parte, ¿que entendemos por comparabilidad, y más aún en el contexto de la sostenibilidad?

La RAE define comparable como “que puede o merece compararse con alguien o algo”, y aquí está el quid de la cuestión.

Las versiones anteriores del GRI, G3 y G3.1, premiaban la cantidad y no necesariamente la calidad de los indicadores, y esto a veces daba como resultado la inclusión de muchos indicadores para llegar el nivel de cumplimiento deseado. Pero la inclusión de un indicador por sí solo no es garantía de que  “puede o merece” la pena compararse, y más aún si el motivo principal es solo para cumplir el cupo! Además, realmente son los grupos de interés quienes deberían realizar la acción de comparar, y se supone que cada uno utilizará su propio criterio.

En el contexto de la RSE/sostenibilidad, cualquier comparación de información entre distintas organizaciones es muy subjetiva, y frecuentemente, cuanto más detallada sea, más complejo resulta sacar conclusiones fiables.

Por ejemplo, para un dato que parece tan sencillo como puede ser la composición por género de la plantilla, hay un montón de matices: fijos, eventuales, jornada completa o reducida, etc. Lo que significa que es muy difícil, casi imposible, llegar a una conclusión que aporte algún valor significativo si no se dispone de toda la información.

Sin embargo, donde es importante comparar información, sobre desempeño en sostenibilidad, es en el progreso, durante un periodo determinado, sobre temas relevantes, tanto para la propia organización como para sus grupos de interés.

La nueva orientación de la G4 sobre los temas relevantes, da como resultado la importancia de proporcionar información de calidad, comparable, con los objetivos marcados en ejercicios anteriores y futuros, sobre estos asuntos claves para la sostenibilidad de la organización. De esta forma los grupos correspondientes pueden disponer de una información tremendamente útil para llevar a cabo su análisis.

Es de esperar, que lejos de perder la comparabilidad de la información con la G4, en realidad habrá una mayor transparencia sobre los temas relevantes para los grupos de interés, lo cual les permitirán realizar mejores comparaciones sobre ellos. Esto es lo realmente importante, y aunque para algunos esto da como resultado menos información, ¿qué valor tiene invertir tiempo y esfuerzo en analizar información, que por definición es poco relevante?

¿Te ha gustado el artículo?

0 No me ha gustado 0

Tu opinión es importante... ¡dejanos tus comentarios!

Top