Publicado el
Así lo muestran los resultados de la primera Encuesta Sobre la Cultura de Ética e Integridad en las Organizaciones elaborada por Deloitte. Concretamente, la publicación muestra que el 78% de las empresas afirma que sus empleados y empleadas son conscientes de cuáles son los riesgos más importantes derivados de la ética y la integridad. La investigación ha contado con la participación de 74 empresas españolas de diversos sectores y refleja el elevado interés de las compañías en proteger la ética y la integridad en todas sus actuaciones, las medidas que han ido tomando en los últimos años para conseguir dicho objetivo, o los principales desafíos y áreas de mejora.
La ética y la integridad lideran los objetivos estratégicos de las empresas españolas

Afortunadamente, cada vez más, las empresas se están dando cuenta de la relevancia que tiene su actividad tanto en el entorno como en su propia organización. En el último tiempo, los cambios sociales y regulatorios han propiciado un contexto adecuado para el desarrollo de políticas y procedimientos de ética e integridad dirigidas a fomentar buenas prácticas entre todos los niveles de las compañías. Con el objetivo de conocer en mayor profundidad la realidad de las empresas en España, Deloitte ha publicado los resultados de la primera Encuesta Sobre la Cultura de Ética e Integridad en las Organizaciones, para la cual ha contado con la participación de 74 empresas de nuestro país de diversos sectores.

La conclusión más contundente de la investigación es que las compañías muestran un elevado interés en proteger la ética y la integridad en todas sus actuaciones, las medidas que han ido tomando en los últimos años para conseguir dicho objetivo, o los principales desafíos y áreas de mejora. En este sentido, la investigación muestra que el 91% de las y los directivos españoles considera que la ética y la integridad son dos asuntos relevantes dentro de sus organizaciones y 7 de cada 10 la considera entre sus objetivos estratégicos. De este modo, se observa que más de la mitad de las empresas cuenta con una función y equipo a cargo de ella, aunque en la mayoría de los casos compartida con otras funciones.

Pero, antes de continuar, es preciso aclarar a que nos referimos con este concepto. La ética en la empresa es un tema que aborda los valores y principios morales que guían el comportamiento de una organización. Se refiere a la forma en que las empresas toman decisiones y llevan a cabo sus actividades comerciales de manera justa, responsable y sostenible, teniendo en cuenta el impacto que tienen en los diferentes grupos de interés. Entre los principios éticos más importantes que las empresas deben seguir podemos mencionar los siguientes:

  1. Honestidad: Las empresas deben ser honestas y transparentes en sus relaciones con los clientes, proveedores y empleados.
  2. Responsabilidad social: Las empresas deben considerar el impacto que tienen en el medio ambiente, en las comunidades locales y en la sociedad en general, y tomar medidas para reducir su impacto negativo y promover el desarrollo sostenible.
  3. Respeto a los derechos humanos: Las empresas deben respetar los derechos humanos de sus empleados, proveedores y clientes, y tomar medidas para prevenir la discriminación, la explotación laboral y el trabajo infantil.
  4. Integridad: Las empresas deben mantener altos estándares de integridad en todas sus actividades comerciales y tomar medidas para prevenir la corrupción y el soborno.
  5. Transparencia: Las empresas deben ser transparentes en sus prácticas comerciales y en la información que proporcionan a los diferentes grupos de interés.

En relación a los riesgos críticos, se observa que la mayoría de las empresas tiene establecidas políticas de ética e integridad, que además publican mediante diversos canales, siendo los más comunes los emails informativos, los newsletters o los vídeos informativos. Como método de reporting, la encuesta destaca que la totalidad las compañías participantes del estudio dispone de un canal de denuncias y, en la mayor parte, existen procesos que garantizan la confidencialidad del denunciante y respetan la presunción de inocencia del denunciado. No obstante, el documento recomienda mejorar los compromisos y las garantías durante el procedimiento.

Por otro lado, el estudio indaga a cerca de la percepción de las y los empleados. Al respecto, se observa que el 78% de las organizaciones declara que estos están concienciados sobre los riesgos más importantes derivados de la ética y la integridad. Asimismo, parte de las empresas encuestadas evalúa la percepción interna de la ética y la integridad y audita la efectividad de estos programas, además de realizar formaciones online para elevar el conocimiento interno de los riesgos y reforzar buenas prácticas.

Finalmente, el informe elaborado por Deloitte concluye que las organizaciones encuestadas afirman que es importante continuar reforzando la concienciación, la comunicación y la formación a todos los niveles, seguido por el cumplimiento de terceros y la gestión de riesgos, mientras que aseguran que los retos para los próximos años son: la aportación de valor en ESG, las nuevas tecnologías y la regulación. En el primer caso, 8 de cada 10 empresas ya han puesto en marcha estrategias de este tipo y la mayoría (72%) cuenta con un código de ética.

En palabras de Arturo Simón, socio de Risk Advisory de Deloitte: “En la actualidad, existe una creciente necesidad de extender los compromisos éticos más allá de la propia organización y asegurar que la actividad desarrollada con terceros cumple con los compromisos propios. Por ello, es importante medir el comportamiento ético de la organización, permitiendo medir el grado de evolución y entendimiento de los propios compromisos, tanto por parte de la organización como por terceros y desarrollar mecanismos de respuesta ante posibles incumplimientos”.

En este artículo se habla de:
Noticiaséticatransparenciadeloitteintegridad

¡Comparte este contenido en redes!

Este sitio utiliza cookies de terceros para medir y mejorar su experiencia.
Tu decides si las aceptas o rechazas:
Más información sobre Cookies