El Grupo de Acción de Salud y Sostenibilidad de Forética, en su tercera edición, ha abordado la contribución empresarial a la salud y bienestar de los grupos de interés. Concretamente, el Grupo se centró en profundizar sobre la “huella de salud” de las compañías desde dos ángulos: el impacto en la salud de sus empleados, con foco en salud mental; y la contribución empresarial a la salud de sus clientes y consumidores a través de una oferta de productos y servicios.
La salud y el bienestar, ejes fundamentales de la sostenibilidad empresarial

El Grupo de Acción constituye el punto de encuentro empresarial de liderazgo, conocimiento y diálogo para poner en valor la salud y bienestar como un eje fundamental de la sostenibilidad de las empresas. El mismo está liderado por Forética y encabezado por Chiesi, Grupo ASISA, Microsoft y Quirónsalud, cuenta además con un conjunto de empresas participantes: Alsea, Mapfre, Navantia, Sanitas y Santander, entre otras. En su tercera edición, el equipo abordó la contribución de las compañías a la salud de sus grupos de interés desde un doble enfoque: analizando, por un lado, los retos de cara a la salud física y mental de los empleados y, por otro, el impacto de los productos y servicios en la salud de sus consumidores y clientes.

Durante el encuentro se manifestó que los problemas de salud mental son la segunda causa de baja laboral -temporal y permanente- en Europa, solo por detrás de las enfermedades musculares y de articulaciones. Según el Informe sobre la Estrategia de Salud Mental del Sistema Nacional de Salud publicado en 2021, afectan al 22% de los trabajadores. En este contexto, de acuerdo con el ‘Observatorio IBEX 35. Salud, Bienestar y Sostenibilidad en las empresas del IBEX 35’ elaborado por Forética en 2021, el 36% de las empresas del IBEX 35 contaban con algún programa específico sobre salud mental para empleados.

La situación actual parece indicar que las organizaciones apuestan cada vez más por el desarrollo de programas estratégicos en este ámbito, con un impacto cuantificable: invertir en salud mental de los empleados tiene un retorno económico para las organizaciones de 4,25 dólares por cada dólar invertido, según McKinsey. Por otro lado, las empresas son conscientes de la importancia de contemplar el factor salud en sus productos y servicios, incorporando este enfoque de forma cada vez más integrada.

El encuentro empresarial organizado por Forética ha contado con la intervención de Vincent Siegerink, Analista del Centro para el Bienestar, la Inclusión, la Sostenibilidad y la Igualdad de Oportunidades (WISE) de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), quien ha abordado los últimos trabajos del organismo en cuanto al desempeño no financiero de las empresas y su contribución al bienestar desde un enfoque holístico. Esta visión ha sido complementada con la experiencia de las empresas líderes del Grupo de Acción, con la participación de Luisa Izquierdo, Directora de Recursos Humanos para España y Portugal de Microsoft; Jens Muñoz, Public Affairs & Sustainability Officer de Chiesi; Amelia Aguilar, Directora de Comunicación de Grupo ASISA; y Jorge Cabrera, Director Corporativo de Prevención de Riesgos Laborales de Quirónsalud. 

Por su parte, Germán Granda, Director General de Forética, afirmó que: “El impacto de las empresas en la salud de sus empleados, concretamente en los temas vinculados a salud mental, es un tema de total actualidad ante los impactos de la crisis provocada por la pandemia y de creciente demanda por parte de los trabajadores hacia las compañías, que sitúan la experiencia del empleado como un elemento cada vez más estratégico. Asimismo, la importancia de contribuir a la salud de consumidores y clientes a través de una oferta de productos y servicios que promuevan hábitos de vida saludable y generen un impacto positivo en su salud se vuelve cada vez más protagonista. Por ello, conocer la ‘huella de salud’ de las organizaciones desde esta doble perspectiva -interna y externa-, tema central del Grupo de Acción de Salud y Sostenibilidad de Forética en su actual edición, es una oportunidad clave para contribuir a una visión holística de la salud desde el ángulo de la sostenibilidad empresarial”.

Finalmente, las empresas del Grupo de Acción destacaron cómo los empleados demandan cada vez más iniciativas y otro tipo de beneficios extra-financieros dentro de la empresa que favorezcan, ya no sólo al correcto desempeño de sus funciones, sino su salud y bienestar dentro y fuera de ella. Ante este contexto, las empresas están reforzando su aproximación a los aspectos sociales, apostando por una integración más estratégica de la salud y el bienestar como eje de sus agendas de sostenibilidad, posicionándose como elemento de atracción de talento y competitividad. Sin duda, aquellas empresas con una presencia de los asuntos de salud y sostenibilidad en sus planes de acción han demostrado actuar de forma más resiliente y tener un mejor control de los impactos negativos.

¡Comparte este contenido en redes!

Síguenos

Síguenos en Twitter Síguenos en Facebook
Top