Un asunto capital para el avance de la Responsabilidad Social de las Empresas (RSE/RSC). El Parlamento Europeo ha aprobado un informe legislativo que obligará a las grandes multinacionales a declarar por separado los datos fiscales y financieros en todos los países en los que operan
RSE.- Las grandes empresas estarán obligadas a presentar su información financiera país por país

Una medida destinada a combatir la evasión fiscal y el desvío de beneficios a países con impuestos más bajos. Aunque el Partido Popular y los partidos liberales han incluido ciertas cláusulas que pueden mermar la efectividad de esta norma.

Las nuevas reglas son parte de una reforma más amplia de la regulación fiscal, estimulada por el escándalo de los Papeles de Panamá y otras revelaciones de extensa evasión de impuestos por empresas e individuos adinerados, informa la agencia Reuters. Estas normas todavía necesitan la aprobación de los estados miembros de la UE en los próximos meses, y después ser traspuestas a la legislación nacional de cada país en el plazo de un año.

El documento exigirá a las grandes multinacionales que operan en la UE publicar su información financiera sobre todos los territorios en los que operan, incluidos los que están fuera de la Unión Europea. Esto favorecerá la transparencia sobre las posibles actividades en paraísos fiscales de determinadas empresas. Las compañían tendrán que especificar la lista de filiales, empleados y localidad donde se liquidan los impuestos, entre otras cuestiones. Estas medidas evitarán que las multinacionales presenten los datos de su actividad de forma global, uno de los mecanismos más usados para eludir el pago de impuestos con la llamada ingeniería financiera.

Excepciones a la transparencia fiscal de las multinacionales

Sin embargo, esta directiva podría haber tenido mucho más recorrido. El eurodiputado Ramón Jáuregui ha señalado que “el Partido Popular y los liberales han incluido demasiadas excepciones, como por ejemplo, una “cláusula de salvaguardia” ilimitada en el tiempo para impedir que las empresas estén obligadas a revelar determinada información considerada confidencial. También han conseguido que solo tengan que presentar estos informes las empresas que facturan 750 millones de euros al año, y no 400 millones, como pedíamos los socialistas”, asegura el socialista.

La aprobación de este informe legislativo supone un avance importante contra la elusión fiscal, pero no es suficiente. "Reclamamos que la Comisión Europea tenga un papel en la coordinación de los servicios fiscales de los Estados miembros y que haya una legislación unitaria en materia fiscal”, ha subrayado Jáuregui en el pleno del Parlamento celebrado en Estrasburgo.

Ernest Urtasun, eurodiputado de ICV-EUiA, ha destacado que a pesar del avance en la norma, "es una vergüenza que muchas eurodiputadas y eurodiputados de la derecha de la cámara se hayan puesto del lado de la opacidad y de las grandes empresas, introduciendo una cláusula de salvaguardia que permitirá a las grandes empresas disponer de un resquicio para mantener sus finanzas en la oscuridad, impidiendo que esta pieza legislativa sea plenamente efectiva".

Los países de la UE pierden entre 50.000 y 70.000 millones de euros en ingresos cada año por culpa de la evasión de impuestos, señaló a los diputados el vicepresidente de la Comisión Europea, Valdis Dombrovskis.

¿Te ha gustado el artículo?

0 No me ha gustado 0

Tu opinión es importante... ¡dejanos tus comentarios!

Síguenos

Empleo RSE

Grupo Crit - Barcelona

CEAR - Madrid

PUMA - Germany

Bolsa Social - Madrid

Top