Estos niños nacieron aparentemente con las mismas oportunidades, pero las expectativas educativas y profesionales de niños y niñas son diferentes. Cuando crezcan, el niño ganará de media, en torno a un 16 % más que la niña. ¿Es posible frenar esta situación?
getHERtalent más allá del #metoo

Si preguntamos a los responsables de RRHH y de RSC de las empresas españolas sobre las políticas de diversidad y los beneficios que aporta nos dirán que la diversidad es una ventaja competitiva que produce beneficios significativos en la atracción y retención del talento. Algo, sin duda, muy buscado en la mayoría de las empresas.

En España, el compromiso con la gestión de la diversidad va en aumento. El 41% de las empresas españolas centran sus políticas de diversidad en la igualdad de género seguido de la integración (31%) o el desarrollo del talento juvenil (21%).

Implantar políticas de diversidad en la empresa tiene unos beneficios significativos que inciden directamente tanto en los activos tangibles, como la productividad y los resultados financieros de las compañías; como en los intangibles, la percepción de la marca y la reputación de la empresa, ya que contribuye a mejorar la satisfacción del entorno laboral, ayuda al desarrollo personal y profesional y fomenta la atracción de talento.

No obstante, la implantación de políticas de igualdad en las empresas es, todavía, una de las asignaturas pendientes en nuestro país. Cada vez son más los expertos que afirman que la mujer tiene un papel fundamental en el desarrollo y resultados de las organizaciones. No podemos negar que el talento femenino contribuye muy positivamente a los resultados de las organizaciones y que aporta una gran capacidad de liderazgo y de superación ante las dificultades. Por no hablar de las competencias emocionales como la capacidad de escucha, empatía, trabajo en equipo y feedback, que las posiciona como excelentes gestoras dentro de cualquier organización.

Hay que seguir trabajando para desarrollar Políticas de Igualdad de oportunidades y Políticas de conciliación que permitan desarrollar todo el talento independientemente del género y que se centren en el respeto a la diversidad, promover la igualdad efectiva entre mujeres y hombres en lo que se refiere al acceso al empleo, a la formación, a la promoción profesional y a las condiciones de trabajo y a la remuneración salarial e implantar medidas de conciliación que favorezcan el respeto de la vida personal y familiar de todos los trabajadores. De esta manera, las empresas no tendrán ningún problema en contar con el mejor talento.

¿Te ha gustado el artículo?

1 No me ha gustado 0

Tu opinión es importante... ¡dejanos tus comentarios!

Top