Publicado el
Es muy alentador saber que jóvenes indígenas están liderando el movimiento de acción climática. Durante las últimas décadas, las comunidades indígenas de todo el mundo han demostrado una profunda conexión con la tierra y un gran conocimiento de la naturaleza, lo que los convierte en defensores naturales del medio ambiente. Sin embargo, un experto en derechos de los pueblos indígenas señala que continúan subrepresentados y expuestos al racismo y a la falta de apoyo financiero por parte de las instituciones.
Jóvenes indígenas lideran el movimiento de acción climática

Hoy, 9 de agosto se conmemora el Día Internacional de los Pueblos Indígenas, una ocasión para concienciar sobre las necesidades de estos grupos y su importancia en la sociedad. Bajo el lema La juventud indígena como agente de cambio para la autodeterminación, la campaña de este año reivindica el papel que las y los jóvenes deben ocupar en la toma de decisiones al tiempo que reconoce sus esfuerzos en la acción climática, la búsqueda de justicia y la creación de una conexión intergeneracional que mantenga vivas su cultura y tradiciones. 

La efeméride busca crear conciencia sobre los desafíos que enfrentan las comunidades indígenas, incluidas cuestiones como la discriminación, la pérdida de tierras, la preservación cultural, la lengua y los problemas sociales y económicos. También es una oportunidad para celebrar y valorar la diversidad cultural y la herencia de los pueblos indígenas, así como para destacar su papel en la conservación del medio ambiente y en la promoción de la sostenibilidad. Algunos datos proporcionados por Naciones Unidas muestran que:

  • En todo el mundo, el 47% de todos los indígenas que trabajan no tienen estudios, frente al 17% de sus homólogos no indígenas. Esta diferencia es aún mayor en el caso de las mujeres
  • Más del 86% de los pueblos indígenas de todo el mundo trabajan en la economía informal, frente al 66% de sus homólogos no indígenas
  • Los pueblos indígenas tienen casi tres veces más probabilidades de vivir en la pobreza extrema que sus homólogos no indígenas

Los jóvenes indígenas a menudo se encuentran en la vanguardia de la lucha contra el cambio climático debido a su comprensión intergeneracional de la importancia de mantener un equilibrio entre los seres humanos y la naturaleza. Sus perspectivas únicas y su sabiduría ancestral pueden enriquecer y fortalecer los esfuerzos globales para abordar los desafíos climáticos. Las nuevas generaciones suelen estar involucradas en una variedad de actividades, como protestas, campañas de concientización, organización comunitaria y participación en conferencias internacionales sobre cambio climático. También abogan por la protección de sus tierras y recursos naturales, a menudo amenazados por la explotación industrial y la deforestación.

Es importante reconocer y apoyar la contribución de los jóvenes indígenas al movimiento de acción climática. Sus voces y acciones son cruciales para promover la sostenibilidad, la justicia ambiental y la protección de ecosistemas vitales para la salud de nuestro planeta. “Los jóvenes indígenas, tanto mujeres como varones, lideran el movimiento mundial de acción climática. Abogan por la justicia y la igualdad, celebran sus diferentes culturas, promueven los derechos humanos y crean conciencia sobre la historia de los pueblos indígenas de todo el mundo y las cuestiones que les atañen”, declaró el Secretario General de las Naciones Unidas en un mensaje.  António Guterres añadió que el conocimiento y las tradiciones indígenas “están profundamente arraigados en el desarrollo sostenible” y pueden ayudar a resolver muchos de los problemas a los que nos enfrentamos. “Por eso es vital que en la toma de decisiones participe también la juventud de los pueblos indígenas”, declaró. 

Se calcula que en el mundo hay 476 millones de personas indígenas que viven en 90 países. Constituyen menos del 5% de la población mundial, pero representan el 15% de los más pobres. Hablan la abrumadora suma de 7000 lenguas del mundo y representan 5000 culturas diferentes. Los pueblos indígenas son herederos y practicantes de culturas y formas únicas de relacionarse con las personas y el medio ambiente. Han conservado características sociales, culturales, económicas y políticas distintas de las de las sociedades dominantes en las que viven. A pesar de sus diferencias culturales, los pueblos indígenas de todo el mundo comparten problemas comunes relacionados con la protección de sus derechos como pueblos distintos.

Además, cabe destacar que los pueblos indígenas llevan años buscando el reconocimiento de sus identidades, su modo de vida y su derecho a las tierras, territorios y recursos naturales tradicionales. Sin embargo, a lo largo de la historia, sus derechos han sido violados. Actualmente, los pueblos indígenas se encuentran posiblemente entre los grupos más desfavorecidos y vulnerables del mundo. La comunidad internacional reconoce ahora que son necesarias medidas especiales para proteger sus derechos y mantener sus culturas y modos de vida diferenciados.

El relator especial de la ONU sobre los derechos de los pueblos indígenas* instó a los Estados a tomar medidas para garantizar su plena participación pública y política, la cual depende en gran medida de su juventud, especialmente del liderazgo y el empoderamiento de las mujeres y niñas indígenas. Cali Tzay señaló que los jóvenes indígenas se ven afectados por las amenazas a sus derechos, medios de vida y cultura, incluidos los impactos intergeneracionales derivados de los legados negativos del colonialismo y la subrepresentación desproporcionada en la toma de decisiones, que afecta aún más a las mujeres y niñas indígenas jóvenes. 

“El racismo, los estereotipos y la falta de recursos financieros y apoyo por parte de las instituciones públicas y las entidades privadas siguen siendo retos persistentes para la participación significativa de los jóvenes indígenas en las decisiones que les afectan”, declaró Tzay.  Finalmente, el relator pidió la plena participación de la juventud indígena en los proyectos de “transición verde” para proteger los derechos y los medios de vida de los pueblos indígenas y para combatir el cambio climático y la pérdida de biodiversidad.

¡Comparte este contenido en redes!

300x300 diario responsable

Advertisement
Este sitio utiliza cookies de terceros para medir y mejorar su experiencia.
Tu decides si las aceptas o rechazas:
Más información sobre Cookies