• Publicar en Linked In
  • Publicar en Google Plus
Seguramente a muchos les suene a chino, pero la arquitectura ecológica no está tan lejos de como muchos se creen, está muy presente. La mayoría de los arquitectos buscan hoy en día optimizar el uso de materiales y energía, lo que supone grandes ventajas para el medio ambiente y también para el bolsillo
¿Conoces los 10 principios de la arquitectura eco

Por si tenías dudas, la arquitectura ecológica se centra en programar, proyectar, realizar, utilizar, demoler, reciclar y construir edificios sostenibles para los seres humanos y el medio ambiente.

No obstante, habrá gente que se pregunte que por qué es mejor comprar un inmueble eco-friendly frente a otras opciones más comunes en el mercado. Las razones son las siguientes:

- Construcción responsable: la construcción consume mucha energía y, por tanto, es la responsable de gran parte de las emisiones globales de dióxido de carbono a nivel mundial. Por este motivo, tener una casa eco-friendly quiere decir que estamos a favor de ese ahorro de energía que hoy en día es posible. Y además implica que respetamos el mundo en el que estamos viviendo.

- Salud: los materiales de una casa sostenible son inocuos, y por tanto, nuestra salud no se verá afectada. Además de los materiales, existen otros detalles importantes que afectan a nuestra salud como la posición de nuestra casa: ¿está muy alejada y usaré de más el coche? ¿Está cerca de zonas verdes y parques para respirar aire limpio?

- Ahorro económico y energético: las casas eco-friendly están preparadas para gastar menos energías. De esta forma, pagarás menos en facturas de la luz, el agua, gas…

Esta preparación consiste en un sistema de aislamiento que ayuda a ahorrar energía, manteniendo la casa caliente en invierno y fresca en verano. Además, los cierres herméticos se hacen con lanas de vidrio o telgopor, una medida que reduce mucho el gasto energético y que incluso se puede adaptar en casas que no son ecofriendly para reducir energías.

Otra característica de las casas ecofriendly es su iluminosidad, la diseñan de forma estratégica para tener una casa con más luz natural, y así no gastar tanto en electricidad. Por eso, se añaden claraboyas en zonas claves como la cocina o el baño.

 

Entonces, ¿cuáles son las bases de una arquitectura ecológica?

1.       Aprecia las necesidades

Cualquier construcción de un edificio afecta al hábitat y por tanto tiene un impacto ambiental. Por tanto, es necesario evaluar antes de construir y plantearse cuales son las necesidades de espacio y superficie, y separar las que son de relevancia de las que se pueden prescindir.

 

2.       Planifica la obra teniendo en cuenta el clima local

Tener en cuenta aspectos como aprovechar la iluminación natural del sol y la ventilación natural para ahorrar energía son claves para proyectar la obra correctamente.

 

3.       Ahorro de energía

¿Cómo se puede ahorrar energía? Tres factores son los más importantes y son: la superficie externa, el volumen y el aislamiento térmico del edificio. Esto quiere decir que ocupar menos superficie externa y un buen aislamiento provoca menos pérdida de calor.

Además, se puede ahorrar más usando sistemas de buen rendimiento y bajo consumo eléctrico para electrodomésticos, ventilación e iluminación artificial.

 

4.       Valorar el us o de energías renovables

Hay que valorar el uso de tecnologías que utilizan energías renovables como placas solares, biogás, leña, entre otros. Sería estupendo que hubiese paneles fotovoltaicos, generadores eólicos o sistemas de cogeneración para la energía eléctrica. Todo esto hay que tenerlo muy presente si se pretende crear edificios sostenibles.

 

5.       Ahorro de agua

Nos referimos  a utilizar sistemas que disminuyan el consumo del agua o que aprovechen el agua de la lluvia para distintos usos, entre ellos el riego de plantas, la ducha o el váter.

 

6.       Hacer edificios de calidad

Los edificios ecológicos se caracterizan por ser fácilmente desmontables y reutilizables. Además, son de gran calidad y tiene una vida más larga.

 

7.       Tipos de materiales que se utilizan, ¿contaminantes?

Muchos materiales de construcción son tóxicos por las grandes cantidades de solventes, polvos y agentes nocivos que poseen. Y no solo es un peligro para los obreros que trabajan en ese edificio, sino que también después de la construcción, esos materiales pueden contaminar el edificio, ocasionando enfermedades en personas o animales que estén dentro de ese lugar. Por eso, para construir un inmueble eco-friendly es necesario utilizar los materiales sostenibles adecuados: vidrio, piedra, madera tratada, fango, roca, arcilla, mazorca, entre otro.

 

8.       Utilización de materias primas locales

El uso de materiales locales tiene una gran ventaja: menos gastos en gasolina, y por tanto, menos daño para el medio ambiente.

 

9.       Uso de materiales que se pueden reciclar

La utilización de materiales reciclables disminuye el consumo de materias primas y desechos.

 

10.   Reutilización de materiales de construcción

Una forma de gestionar los desechos que vienen de otras demoliciones o restructuraciones es dividir los desechos por categorías (plásticos, metales, cerámicas) para facilitar el reciclaje y recuperación de materiales de construcción.

Cuando pensamos en cómo serían estas casas ecofriendly, nos imaginamos edificios del futuro con diseños increíbles y grandiosos. Hay viviendas así, por supuesto, pero no es necesario llegar a esa exclusividad para ser respetuosos con el medio ambiente. ¿Qué pensáis?

 

Twitter: @edigomben

¿Te ha gustado el artículo?

2 No me ha gustado 0

Si te ha gustado, ¡compártelo!

  • Publicar en Linked In
  • Publicar en Google Plus

Tu opinión es importante... ¡dejanos tus comentarios!

Top