• Publicar en Linked In
  • Publicar en Google Plus
Fluida, transparente, bidireccional, responsable y eficaz. Así debe ser la comunicación de una entidad si quiere abordar correctamente la igualdad de oportunidades. Actualmente muchas empresas ya han implantado Planes de Igualdad con el objetivo de promover la igualdad de oportunidades y eliminar cualquier tipo de comportamiento discriminatorio dentro de la entidad
la comunicación, imprescindible p

Las empresas de más de 250 empleados se rigen por la ley de obligado cumplimiento que les aplica, la Ley Orgánica 3/2007. También lo han hecho pequeñas y medianas empresas que, aunque la normativa no les incluye, como entidades comprometidas han apostado por velar por el bienestar de sus equipos y el fomento del equilibrio entre la vida familiar, personal y laboral.

Sin embargo, y a pesar de las buenas intenciones, algunas veces ocurre que después de trabajar durante meses en la puesta en marcha del Plan, éste termina cayendo en el olvido o no acumula los éxitos esperados. Si bien es cierto que puede deberse a diversos motivos, es indiscutible que una adecuada comunicación es imprescindible para el éxito de la implantación de un Plan de Igualdad.

En este sentido, es altamente recomendable fomentar una comunicación transparente, fluida y bidireccional a lo largo de todo el proceso de diseño, implementación y ejecución del Plan. Para ello, hay que prestar especial atención a la identificación de las herramientas, la selección de canales y la estructura de los contenidos. Muchas veces de ellos depende la propia eficacia del Plan.

A continuación, detallamos por fases el esfuerzo comunicacional recomendable:

1. Compromiso de la alta dirección por la igualdad. El objetivo es empapar a toda la estructura de la organización del compromiso asumido por el órgano directivo de integrar la igualdad de oportunidades como principio básico en la política de gestión. La dirección, como líder de la entidad tiene la responsabilidad de evidenciar internamente en todo momento su compromiso con el Plan y su mejora continua. El hecho de que la dirección se posicione de manera clara suele fomentar la motivación de los trabajadores.

2. Creación del Comité Permanente de Igualdad. Es imprescindible informar de su creación, de perfil de los miembros que lo conforman, sus responsabilidades y las actividades asignadas. En la medida que los empleados conozcan los detalles de los recursos a su alcance y los procedimientos a seguir, se hará un uso eficiente de los mismos.

3. Diagnóstico. Se trata de recabar eficazmente toda la información posible a través de los canales más apropiados. Una vez procesados y analizados todos los datos, el informe debe ser difundido de manera transparente y estratégica asegurando que los destinatarios han recibido y comprendido el informe de diagnóstico. Esto facilitará la legitimidad de las medidas que se implementarán posteriormente.

4. Diseño del Plan. Cuanto mayor sea el nivel de participación y co-decisión de los empleados en su elaboración, mejor acogida tendrá el plan y más eficacia respecto a las necesidades reales. Más allá del nivel de implicación, es necesario garantizar que toda la plantilla tenga conocimiento del plan, de su existencia, de los objetivos y lo más esencial, de sus implicaciones.

5. Ejecución. No es sencillo pero es infalible. La comunicación debe ser periódica y estratégica de manera que se informe de manera constructiva sobre los avances, las modificaciones, los logros e, incluso, los errores. Es importante darle eco al Plan constantemente, que esté vivo y en la mente de todos los implicados.

6. Seguimiento y Evaluación: Como en la fase anterior, darle seguimiento continuo y que llos empleados reciban información sobre el grado de cumplimiento y los cambios es clave.

Como hemos visto, la comunicación es un elemento transversal fundamental a la hora de abordar un Plan de Igualdad. Los frutos del trabajo por mejorar de manera continua su accesibilidad y calidad se reflejarán de manera proporcional en el nivel de sensibilización e implicación de los empleados respecto a la situación de igualdad dentro de la entidad. 

Si te interesa conocer otras oportunidades que brinda la comunicación eficaz y responsable dentro de una organización, escríbenos a hola@areteiarsc.com

¿Te ha gustado el artículo?

1 No me ha gustado 0

Si te ha gustado, ¡compártelo!

  • Publicar en Linked In
  • Publicar en Google Plus

Tu opinión es importante... ¡dejanos tus comentarios!

Top